domingo, 13 de abril de 2014

El Barça pierde, el Madrid se sitúa segundo y presiona al Atlético

Un gol de Yacine Brahimi y un puñado de paradas de Orestis Karnezis doblegaron ayer al Barcelona en Granada, donde el equipo azulgrana perdió media Liga y cedió la segunda plaza (1-0), a la que subió el Real Madrid, ganador ante el Almería (4-0), en un día que prolongó el liderato del Atlético de Madrid sin jugar.
El equipo rojiblanco seguirá al frente de la clasificación por quinta jornada consecutiva sea cual sea su resultado de hoy en Getafe. Si gana, incluso, afrontará los últimos cinco partidos con la posibilidad de perder un choque para ser campeón de Liga, porque tanto Real Madrid como Barcelona estarían a más de una victoria.
Ese hipotético panorama, dependiendo del marcador del Atlético en el Coliseum, da aún más transcendencia a la derrota del Barcelona, que profundizó su bache en Granada (1-0) cuatro días después de su eliminación de la Liga de Campeones y con todos los focos pendientes de un encuentro que redujo sus opciones de conquistar el título.
Brahimi, en un contragolpe en el minuto 15, marcó el único gol del partido.
Dos horas después, el Real Madrid aprovechó la oportunidad para adelantar al Barcelona en la tabla y meter presión al Atlético, al que igualó a 79 puntos con un encuentro más y pendiente de un fallo del conjunto rojiblanco para recuperar todas sus opciones de título.
El argentino Ángel Di María, en el minuto 28; el galés Gareth Bale, en el 52’; Isco Alarcón, en el 55’, y Álvaro Morata, en el 85’, marcaron los goles del conjunto de Carlo Ancelotti, consciente de que sus posibilidades de ganar la Liga pasan por un pleno en la recta final.

No hay comentarios:

Publicar un comentario