viernes, 17 de mayo de 2019

Jovic ficha para el Madrid



El delantero serbio Luka Jovic ya es jugador del Real Madrid tras un acuerdo alcanzado entre el club madridista con el Eintracht de Fráncfort por 60 millones de euros, según informó Sky alemania.

El delantero de 21 años y gran sensación de la temporada en la Bundesliga se comprometió con el Real Madrid para las cinco próximas campañas, según la misma fuente.

De esta forma, Jovic se convertiría en el segundo fichaje para Zinedine Zidane de cara a la próxima temporada, después de la contratación del central brasileño Éder Militao.

Jovic despuntó como goleador este curso en el Eintracht de Fráncfort, con el que marcó 27 tantos en 47 partidos.

El Real Madrid vuelve a ser el club más valioso del mundo en 2019

A falta de otros trofeos de renombre, el Real Madrid ha logrado en 2019 el título del club de fútbol más valioso del mundo, por delante del inglés Manchester United y el también español F.C. Barcelona, según revela un informe de Brand Finance World divulgado ayer, jueves.

Casi una década después, el Real Madrid vuelve a ser el club más valioso del mundo con un valor de 1.646 millones de euros, aventajando al Manchester United (1.472), Barcelona (1.399), Bayern Munich (1.314) Manchester City (1.255), Liverpool (1.191) y el Chelsea (968).

Estos seis clubes suponen el 40% del valor de las marcas que componen el ranking Brand Finance Football 50 y que agrupa a los 50 mayores clubes del mundo.

"El Real Madrid ha demostrado este año quien reina de verdad en el mundo del fútbol. Han triunfado no solo como la marca más valiosa y fuerte, pues su estadio y valor empresarial no tienen igual", destacó ayer el director de Brand Finance, Bryn Anderson.

jueves, 16 de mayo de 2019

Navas podrá despedirse del Real jugando

El portero costarricense Keylor Navas se despedirá del Real Madrid el domingo, con la posibilidad de hacerlo jugando ante la que ha sido su afición los cinco últimos años, recuperado de sus molestias musculares y con una decisión por adoptar tras conocer por Zinedine Zidane su situación.

Keylor Navas vive días duros desde el pasado viernes. Desde el momento en que Zidane le comunicó que el portero titular de la próxima temporada será Thibaut Courtois y no habrá debate en la portería. El belga jugará LaLiga Santander y la Liga de Campeones.

El portero suplente no entrará, si no hay lesión de por medio, hasta enero cuando el Real Madrid inicie su participación en una Copa del Rey con nuevo formato. Si Keylor tenía claro que la situación de esta temporada no la quería repetir, tras la decisión de Zidane su futuro está lejos de la casa blanca.

Su representante ya trabaja buscando un equipo del gusto de Keylor. www.soy502.com

lunes, 13 de mayo de 2019

Barcelona vencío a Getafe en el “Camp Nou”

Un gol de Arturo Vidal en el primer tiempo y otro de Djené en propia meta en el minuto 89 tras una acción de Messi, finiquitaron un ejercicio sin sustancia con el que el Barcelona despidió ante el Getafe (2-0) la temporada liguera en casa, el primer partido después del desastre de Anfield, y sacaron al equipo madrileño de los puestos de acceso a la Liga de Campeones.

Barcelona tardó 36 minutos en rematar a puerta -por parte de Rakitic- y tres más en abrir el marcador. Una falta servida por Messi, peinada por Piqué, salvada por David Soria y remachada por Arturo Vidal (1-0).

Al borde del minuto 90 llegó el segundo gol del Barcelona. Fue en propia meta del togolés Dakonam Ortega Djené tras una combinación de Messi dentro del área. Una victoria azulgrana que saca al Getafe de la Champions.

domingo, 12 de mayo de 2019

Ernesto Valverde : “Tengo fuerzas para seguir adelante y me siento respaldado”

Ernesto Valverde fue claro en rueda de prensa cuando se le preguntó si se siente con fuerza para seguir como entrenador del Barça o si, por el contrario, se plantea dejar el cargo pese a tener contrato en vigor hasta 2020, con otro año opcional. “Claro que tengo fuerzas para seguir adelante, estoy bien para enfrentarme a la situación”, comentó.

Al preguntarle si se siente apoyado por el presidente Bartomeu, explicó que “hablé anteayer con el presidente y me siento respaldado por él y por el club. Sé que hay muchos comentarios al respecto porque cuando hay un golpe así todo se tambalea. Sabemos lo que es este deporte, bueno este espectáculo. Cuando pasa algo así parece que hay que quemarlo todo, como cuando nuestros hijos tienen una pataleta”.

A Valverde se le planteó un escenario en que fuese despedido tras la final de Copa. El técnico azulgrana aseguró que eso “es una suposición que no me planteo”.

El entrenador explicó que el desastre de Liverpool “fue doloroso, pero hay que mirar adelante. El año pasado cuando nos eliminó la Roma no éramos campeones de Liga y había que ganarle al Valencia. Ahora es diferente. Las piernas pesan más pero hay que superar lo que hay por delante”.

Sobre su análisis del partido, comentó que “creo que nosotros pudimos marcar gol, pero sus dos primeros goles del segundo tiempo nos tumbaron en la lona. Se pueden hacer muchos análisis pero al final nos hicieron cuatro goles”.

Valverde, con las ‘vacas sagradas’

Ernesto Valverde ha facilitado la lista de convocados para el Barça-Getafe, una convocatoria en la que destaca la presencia de los canteranos Riqui Puig y Abel Ruiz, delantero centro, junto a las ‘vacas sagradas’ disponibles. No están, en cambio, Murillo ni Boateng, lo que hace pensar que el técnico prepara una alineación con titulares, muy parecida a la que cayó en Liverpool, con la salvedad de los lesionados.

A la baja de Luis Suárez, intervenido de la rodilla, se ha sumado la de Arthur Melo, con molestias en el pubis. Ambos se han unido a Dembélé y Rafinha en la enfermería. Tampoco entran en la lista Boateng, Murillo y Vermaelen.

Forman la convocatoria Ter Stegen, Cillessen, Semedo, Sergi Roberto, Piqué, Todibo, Lenglet, Umtiti, Jordi Alba, Rakitic, Sergio Busquets, Arturo Vidal, Aleñá, Riqui Puig, Malcom, Messi, Coutinho y Abel Ruiz.

sábado, 11 de mayo de 2019

Barcelona volvió al trabajo sin Suárez

Los jugadores del Barcelona se entrenaron ayer por la mañana en el campo Tito Vilanova, tras un descanso de dos días después de la inesperada derrota en Champions del pasado martes, y sin la presencia de Luis Suárez.

El uruguayo ha sido operado el jueves por la noche de una lesión meniscal en la rodilla derecha, tras unos problemas que arrastraba desde hace dos años. El delantero charrúa se perderá la final de Copa del Rey en Sevilla y espera estar recuperado para la Copa América.

Los jugadores disponibles del primer equipo empezaron a preparar el intrascendente partido de Liga del próximo domingo contra el Getafe en el Camp Nou, que servirá para analizar los ánimos de los aficionados, ante una acuciante reforma en el equipo que se tornará irreversible tras la final de la Copa del Rey el 25 de mayo.

El próximo entrenamiento de los azulgranas será hoy, posterior a la rueda de prensa del técnico Ernesto Valverde en la Ciudad Deportiva Joan Gamper. EFE

Antoine Griezmann pasaría al Barcelona FC

El traspaso del atacante francés del Atlético de Madrid Antoine Griezmann al Barcelona está “hecho”, según publicó ayer el diario galo “Le Parisien”, que asegura que la eliminación de los catalanes en semifinales de la Liga de Campeones ha acelerado la operación.

El rotativo afirma que el Barça pagará la cláusula de 120 millones de euros y que el delantero ha aceptado una rebaja del salario que cobra en el Metropolitano, evaluado en 23 millones de euros netos por temporada.

Lo hace convencido, siempre según “Le Parisien”, de que en el Camp Nou tiene más opciones de ganar títulos y algo decepcionado por la salida de algunos compañeros, como su compatriota Lucas Hernández o el uruguayo Diego Godin, “su mejor amigo” en el vestuario rojiblanco. EFE

jueves, 9 de mayo de 2019

La continuidad de Valverde en el Barza está en duda


La continuidad en el banquillo del FC Barcelona del entrenador Ernesto Valverde, con contrato hasta 2020, vuelve a aparecer como un enorme interrogante, después de la debacle de los barcelonistas en la Liga de Campeones en Liverpool (4-0).

La profunda crisis que ha originado la eliminación, que se suma a una de similares características el año pasado contra el Roma, han puesto en el centro de la diana a algunos jugadores, pero especialmente a Ernesto Valverde, cuyo respaldo en el vestuario y directiva es posible que se resientan por la erosión que ya ha empezado a producir este nueva hecatombe en el club catalán.

En el Barcelona no se espera que haya ningún movimiento brusco para evitar causar más males mayores con vistas a la final de la Copa del Rey de dentro de unas semanas, aunque todo queda a expensas de la reacción que pueda tener el aficionados este fin de semana en el Camp Nou, donde el Barça pondrá punto final a la temporada en su estadio. El año pasado trascendió que un sector de la directiva había sentenciado a Valverde por la eliminación del Barça en la Liga de Campeones por un equipo claramente inferior como fue el Roma, al que los azulgrana habían ganado en la ida del Camp Nou por 4-1 y que acabaron eliminados por una derrota en Italia por 3-0.

miércoles, 8 de mayo de 2019

Video Messi se agarró con grupo de hinchas del Barcelona

El referente del Barcelona, el argentino Lionel Messi, se agarró con un grupo de hinchas del culÉ que le criticaron con todo por su deslucida actuación en la humillante eliminación ante el Liverpool (4-0), el martes en el estadio de Anfield por Liga de Campeones. El hecho se registró en el aeropuerto de la ciudad inglesa, según medios catalanes, donde la reducida facción no tuvo piedad del crack mientras otros lo aplaudían.

Messi se retiró solo de Anfield después de cumplir el control doping, según detalla el diario Mundo Deportivo. A su llegada a la terminal aérea fue abordado por los hinchas que seguían moletos tras la eliminación luego del 3-0 de la ida.

La ‘Pulga’ encaró a los iracundos aficionados diciéndoles: “que les pasa”, antes de ser separado por Costa y personal de seguridad. Otro grupo de aficionados decidió alentar al crack argentino.



La derrota ante los reds repercutió en parte de la hinchada culé que no soportó el nuevo fracaso, sobre todo porque se fue a la semifinal de vuelta con una ventaja envidiable de tres goles.

Bartomeu: “Es otro palo por segundo año”



El presidente del Barcelona, Josep María Bartomeu, no dudó en calificar de “otra noche nefasta” la eliminación del conjunto azulgrana en la Liga de Campeones ante el Liverpool, que comparó con la sufrida el pasado año ante el Roma.

“Otro palo. Ya tuvimos el año pasado uno contra la Roma. Es muy difícil de explicar por qué el año pasado perdimos con la Roma en un partido que nos metía en las semis y hoy (por ayer) también. No hay explicación, un segundo año una noche nefasta”, señaló Bartomeu.

No obstante, el títular español pidió disculpas a los aficionados por la eliminación, insistió en la necesidad de “levantar el ánimo” para afrontar la final de la Copa del Rey que medirá al Barcelona con el Valencia el 25 de mayo.



martes, 7 de mayo de 2019

Valverde: “Es difícil poner excusas cuando te remontan así”

Valverde asumió que Barcelona sentirá el golpe tras la dura eliminación en Champions, pero intentó mirar para adelante: “Hay que reacerse y terminar la temporada ganando la Copa del
El martes 7 de mayo del 2019 quedará marcado como una fecha negra para la historia del Barcelona. Como le sucedió hace un año con Roma, Liverpool lo eliminó de la Champions en semis, pero ahora con una remontada que parecía imposible. «Nos ocurrió el año pasado y nos volvió a ocurrir. Cuando tienes un batacazo de este calibre vienen unos días horribles», admitió el técnico Ernesto Valverde tras la derrota.
«Nos metieron rápido el primer gol y tuvimos algunas opciones de marcar, pero no pudimos hacer el gol que nos daba el pase. Hicieron el segundo y el tercero muy rápido, y después el cuarto gol, que fue increíble, nos saca de la eliminatoria. Ha sorprendido a todo el mundo. Cuando miré, el balón ya estaba entrando», dijo el DT con respecto al insólito gol desde el córner con elque Origi liquidó la serie.
Por último, Valverde intentó mirar para adelante: «Es difícil poner excusas cuando te remontan una serie así. Cada uno deberá asumir su responsabilidad. Pero queda una final de Copa del Rey, hay que reacerse y terminar la temporada con otro título».

De mejor del mundo a ser un fracaso en una semana

¿Cómo explicar que un tipo pasó de un miércoles a ser el dios del fútbol (así lo había definido Pochettino) y del Barcelona a este del Anfield, sin eficacia y por momentos ido del partido como todo su equipo? Lionel Messi pasó de los dos goles en la ida a esta revancha en Inglaterra en el que estuvo cerca del gol pero le faltó lo de la semana pasada, esa eficacia que lo distingue en momentos cumbre. Y como el Liverpool fue apabullante, los 90 minutos del 10 fueron a la altura de todo su equipo: poco fútbol y poca rebeldía en una situación compleja.

El cierre de Messi fue en su campo, generando una falta con Suárez. Con la cinta de capitán y la cara seria, como perdido, como a veces se lo ve en la Selección cuando no encuentra los caminos. Porque a diferencia de otras veces en las que se puso el traje de salvador, esta vez no pudo sacar la cabeza: tardó en definir en el PT cuando estaba 0-1. Tuvo un tiro libre que generó encarando al área, desde una posición similar a la que había clavado en el Camp Nou para el 0-3 que dio en la barrera, y ya con el 0-4 (tremendo regalo), picó por derecha, definió al primer palo y tapó el corner el arquero rival.

Deambuló la cancha, absolutamente desorientado como el equipo, como reconoció Busquets: tuvo dos tiros al arco en todo el partido y sólo pudo generar una falta en los 90 minutos. Nunca se pudo transformar en el líder del Barcelona. Como Suárez, un asesino serial que no apareció. O Busquets, o Piqué. Perdido estuvo Leo en Inglaterra, un golpazo en el año en que soñaba con una catarata de títulos: la Liga que ya ganó, la Copa del Rey que puede ser y la quinta Champions en Madrid, nada menos, después de que ganara la última en 2015.

Pero como en sus peores partidos, el genio nunca pudo arrancar. Es raro ver un Messi así en el Barcelona, tan golpeado, tan reducido a un jugador del montón, tan apabullado. Soñaba con llegar al palo a la Copa América, levantando la Orejona que le está siendo esquiva al Barcelona. Pasó de demostrar por qué es el mejor del mundo a un fracaso enorme. Tan enorme como el golpe mundial que dio el Liverpool.

Messi y Ronaldo son jugadores que no dejan de sorprender por su vigencia en el fútbol internacional, quizá tenga para estar en la élite unas cuantas temporadas más, pero con Argentina, que no consiguió títulos a nivel mayores, su gran oportunidad será en Brasil dentro de la Copa América que inicia en junio.

Jugadores del Barcelona admiten que el Liverpool fue 'mejor'



"Fueron mejores que nosotros", resumió el centrocampista Sergio Busquets después de que el Barcelona perdiera 4-0 en Anfield y se quedase fuera de la final de la Liga de Campeones, pese a haber ganado 3-0 en la ida.

"Es una dura derrota. Fueron mejores que nosotros. Fueron a por el partido desde el principio. Nos ha costado mucho superar su presión. Buscamos el gol que necesitábamos, pero no fue posible", declaró tras el partido.

"No puedo decir nada más. Pedir perdón, porque después de lo de Roma, que te vuelva a pasar esto...", concluyó el internacional español, haciendo referencia a la eliminación el año pasado ante el equipo italiano después de ganar 4-1 en la ida y perder 3-0 en la vuelta.

También se mostró muy duro el delantero uruguayo Luis Suárez: "Parecíamos juveniles. No tenemos ninguna excusa. No hemos sido un equipo en el campo, no ha habido actitud para ganar el partido", declaró en zona mixta.

El punta charrúa recordó también el desastre en el Olímpico romano de la pasada temporada. "No podemos cometer dos años consecutivos el mismo error. Somos adultos y tenemos que hacer autocrítica. Reprocharnos las cosas a la cara y más los que creían que ya estaba todo liquidado".

Suárez rechazó la culpabilidad del entrenador Ernesto Valverde en la derrota. "Somos los jugadores los que estamos en la cancha y al entrenador no hay que reprocharle. Lo que no podemos permitir de ninguna manera es que te marquen dos goles en un minuto". (07/05/2019)

lunes, 6 de mayo de 2019

¿Gareth Bale se va del Real Madrid?

La reunión entre el DT del Real Madrid, Zinedine Zidane, y Gareth Bale era clave para decidir el futuro del futbolista que ya estaba casi cantado. No está en los planes para la temporada 2019-2020. Tampoco contará con Marcos Llorente ni Dani Ceballos, a todos se los comunicó este lunes.

La decisión de ‘Zizou’ se veía venir, ya que desde su retorno al banquillo merengue su relación con Bale era casi nula. Así como terminó cuando Zidane fue despedido en mayo de 2018. “El zurdo fue uno de los descartados, junto con Modric, para medirse al Villarreal. Y no encajó nada bien la decisión de Zizou, teniendo en cuenta que tampoco Benzema estaría disponible”, cuenta el diario español.

Bale tenía pensado dejar el Real Madrid cuando Zidane estaba alejado del club, pero después recapacitó y no tenía pensado dejar la ciudad del Real Madrid. Ahora tendrá que buscar un nuevo club en el mercado de pases de verano (en el continente europeo). Lo cierto de todo es que Bale aclaró todas sus dudas, ya que Zidane se lo dijo cara a cara.

El Barcelona busca rematar la faena en Anfield

El Barcelona acude el martes (15:00 HB) al estadio de Anfield dispuesto a rematar la faena, en la vuelta de semifinales de 'Champions' contra el Liverpool tras imponerse 3-0 en la ida, un resultado que le acerca a la final del 1 de junio en Madrid.

El equipo azulgrana llega con una buena renta al feudo del Liverpool, pero el técnico Ernesto Valverde no se fía. "Tenemos un buen resultado para la vuelta, pero la eliminatoria no está cerrada, ni mucho menos", dijo Valverde.

Y en el recuerdo sigue coleando la eliminación el pasado año ante la Roma tras ganar 4-1 en la ida, para luego perder 3-0 en la vuelta en la capital italiana.


El Barça "no debe tener un ápice de confianza de más", asegura Valverde, que, ya coronado campeón de Liga desde hace una semana, no dudó en dar descanso a la mayoría de sus figuras el sábado contra el Celta (derrota 2-0).

Sin embargo, salió de Balaídos con el francés Ousmane Dembélé lesionado en el muslo izquierdo y parece poco probable que pueda estar disponible el martes en Liverpool.

- 'Contratiempo importante' –

"Es un contratiempo importante para nosotros, de cara a Anfield", reconocía Valverde. Sin el francés, probablemente el brasileño Philippe Coutinho acompañará en ataque a Luis Suárez y Leo Messi, la principal baza azulgrana para pasar la eliminatoria.

El argentino es el actual mejor goleador de la Liga de Campeones esta temporada con 12 goles y el líder que marcó el camino a su equipo en la ida con un doblete cuando más sufría el Barça.

"Ha aparecido en los momentos donde más lo necesitábamos", reconocía Valverde, y es que la 'Pulga' ya advirtió a principios de temporada que haría lo posible por volver a traer la "linda copa" de la 'Champions' al Camp Nou.

"Estamos en un momento muy definitorio", dijo Messi, que, con la Liga ganada y una plaza en la final de Copa del Rey, busca una final de Liga de Campeones para seguir soñando con el triplete Liga-Copa-'Champions', ya logrado en 2009 y 2015, último año también en que el Barça alzó la 'Orejona'.

Para ello, tendrá que rematar la faena el martes ante un Liverpool que también recibe al equipo azulgrana con bajas sensibles.

- Pendientes de Salah –
El equipo inglés no podrá contar con el brasileño Roberto Firmino y tiene la seria duda de su estrella egipcia Mohamed Salah.

Firmino pudo jugar algunos minutos en el partido de ida, pero las molestias musculares que arrastra desde un entrenamiento de la pasada semana, le impedirán estar el martes en Anfield.

"No estará listo el martes y el resto ya veremos", dijo Klopp que está pendiente de si podrá contar con Salah tras el golpe en la cabeza que sufrió en el partido contra el Newcastle el sábado (3-2).

El mejor goleador de la liga inglesa debería pasar unas pruebas este lunes, que podrían decidir si está disponible o no.

Sin Firmino y con la duda de Salah, Klopp tendrá que apoyarse en el senegalés Sadio Mané para intentar hacer daño al Barça, para lo que podría contar con el apoyo de Xherdan Shaqiri en un extremo y Daniel Sturridge en punta.

En la ida, el equipo azulgrana logró competir durante buena parte del partido con el Barça, pero sin encontrar el camino del gol y está por ver si el Liverpool podrá corregir su puntería sin dos de sus principales atacantes.

"En la Liga de Campeones perder fuera no es un problema si logras marcar. El problema es que no marcamos", dijo Klopp, quien, no obstante, advirtió que "vamos a intentarlo, no es el momento de ser tímidos".

- Equipos probables:

Liverpool: Alisson - Alexander-Arnold, Matip, Van Dijk, Robertson - Milner, Fabinho, Wijnaldum - Salah (o Shaqiri), Sturridge, Mané. Entrenador: Jürgen Klopp (GER).

FC Barcelona: Ter Stegen - Semedo, Piqué, Lenglet, Jordi Alba - Rakitic, Busquets, Arturo Vidal - Messi, Luis Suárez, Coutinho. Entrenador: Ernesto Valverde.

Árbitro: Cüneyt Çakir (TUR)

Mariano cambia la imagen del Real Madrid que vence al Villarreal

Dos goles del hispano-dominicano Mariano Díaz cambiaron este domingo la imagen del Real Madrid, como pidió Zinedine Zidane, ante un Villarreal que tendrá que esperar hasta el final para sellar su permanencia, en un duelo que comenzó marcado por el apoyo del madridismo a su eterno capitán, Iker Casillas.

Debió ser un día especial en el "Santiago Bernabéu", pero a estas alturas el madridismo no está para poblar las gradas de su estadio.

Era el minuto 2 cuando la presión de Brahim dejó a Mariano la oportunidad deseada y definió con delicadeza a la red. En el 11 cuando el balón le cayó a Gerard Moreno, que firmó un zurdazo a la escuadra, inalcanzable para un Courtois que repitió en la portería en el primer guiño que le dedica Zidane.

Marcelo se liberó en ataque. De un disparo suyo desde la frontal nació un tanto decisivo a cinco minutos del descanso. El balón quedó muerto tras impactar en Quintillà y, a placer, Vallejo marcó su primer gol de blanco y se llevó una alegría en una temporada sin apenas minutos.

El guión se repitió en el segundo acto. Cualquier intención de reacción del Villarreal se desplomó con otro tanto tempranero de Mariano. Su doblete -ha marcado los mismos tantos en un partido que en toda la temporada- llegó tras un nuevo despiste defensivo de Quintillà, que sufrió en su estreno en el Bernabéu.

Parecía muerto el partido cuando en el minuto 94 llegó un gran disparo de Jaume Costa tras una asistencia de Gerard que puso emoción a los últimos segundos.

domingo, 5 de mayo de 2019

Real contará con Vinicius ante Villarreal

El regreso del brasileño Vinicius Junior, tras más de dos meses de baja por lesión, devuelve la luz a un Real Madrid apagado, con una plantilla abroncada en público por Zinedine Zidane tras caer en Vallecas, que quiere dejar buena imagen ante un Villarreal que busca la salvación.

Vinicius fue el encargado de ilusionar al madridismo durante una parte de la temporada, cuando Santiago Solari le dio paso. Su frescura y estilo de juego aportó algo de esperanza a una temporada que pronto tocaría a su fin. Coincidió con su lesión, de la que ya está recuperado, y con opciones de tener minutos tras ganar ritmo como deseaba Zinedine Zidane.

Los tendrá ante el Villarreal, de inicio o en el transcurso de un encuentro en el que la plantilla madridista debe lavar su cara tras lo ocurrido en Vallecas. Desde el regreso de Zizou, la imagen se salva en el Santiago Bernabéu y se desploma de visitante. Sin nada en juego, solo la presión de su público y no bajar los brazos en su estadio, impulsa a unos jugadores que cuentan los días para el final de temporada.

El Celta venció 2-0 a Barcelona en Balaídos

El Celta se acerca a la permanencia una temporada más en LaLiga Santander después de vencer (2-0) a un desconocido Barcelona, que se plantó en Balaídos sin ninguno de sus habituales jugadores titulares, en un insípido partido con escaso ritmo que se convirtió en un trámite para el conjunto catalán antes de jugar el martes en Anfield.

Valverde revolucionó su equipo. Con la mirada puesta en el partido de vuelta de la semifinal de la Liga de Campeones, no colocó en el once titular a ninguno de los jugadores que venció a Liverpool. Todo fue inédito en el campeón de liga, desde la defensa hasta la delantera. Ese novedoso y desconocido equipo todavía se alteró más con la lesión muscular de Dembélé a los pocos segundos de comenzar el partido, sustituido entonces por Collado.

En el segundo tiempo apareció la decisiva figura de Maxi Gómez: alertó primero a Cillesen con un cabezazo sin potencia tras un buen centro de Boudebouz; tres minutos más tarde marcó el gol de la victoria con un fabuloso remate.

Cerca del final, el VAR le indicó al árbitro una mano de Umtiti, un penal que selló con gol Iago Aspas para colocar a Celta muy cerca de la permanencia en la categoría.

jueves, 2 de mayo de 2019

Xavi Hernández, ¿con destino al banquillo del Camp Nou como técnico?

La retirada de Xavi Hernández al final de temporada cuando concluya la campaña con el Al Saad catarí tendrá un significado muy especial para FC Barcelona, pues pocas veces ha estado tan cantado que un exjugador esté destinado a ocupar el banquillo del Camp Nou, como el de Terrassa.

Xavier Hernández, que dejó el Barcelona tras diecisiete temporadas (1998-2015), acabó siendo uno de los jugadores más admirados y respetados, tanto por su juego como por su contribución a los éxito del club catalán, con el que logró 24 títulos (8 Ligas, 6 Supercopas de España, 3 Copas del Rey, 3 Champions League, 2 Mundiales de club y 2 Supercopas de Europa).

A ellos, con la selección española, Xavi logró dos Eurocopas (2008 y 2012), un Mundial (2010) y un Mundial sub-20, así como una medalla de plata en los Juegos de Sydney del 2000.

Con la salida de Josep Guardiola en el Barcelona, parte del barcelonismo consideró que se había creado un vacío sobre qué entrenador forjado en la Masia podría postergar la doctrina del "cruyffismo", hasta el punto que bajo el mandato de Sandro Rosell y Josep Maria Bartomeu se han ido contratando entrenadores a los que se les ha dotado de cierto halo de entender la filosofía azulgrana, sin realidad haberla trabajado en su factoría en algunos casos.

La primera apuesta fue la cesión del testigo al malogrado Francesc ´Tito´ Vilanova, quien recibió realmente la instrucción del cruyffismo bajo el paraguas de Guardiola, con quien hizo casi todo el recorrido en el banquillo como segundo del de Sampedor hasta que su adiós -un año de retiro en Nueva York- le permitió tomar las riendas del equipo, pero un cáncer le privó de un recorrido mayor, a pesar de lograr una Liga.

Sandro Rosell se trajo de Suramérica al ´Tata´ Martino, con el supuesto aval de conocer en profundidad el juego del Barcelona, aunque acabó siendo una de las temporadas más infructuosas de los últimos años, pese a que estuvo a un tris de llevarse la Liga, ya que el Barcelona la cedió en el último partido del campeonato en el Camp Nou, en beneficio del Atlético de Madrid.

El Barcelona prescindió de Martino y, tras haber dimitido Rosell a mediados de la temporada (2013-14), el presidente en funciones, Josep Maria Bartomeu, también rechazó la opción de apostar por un entrenador más cercado a las tesis cruyffistas como es Oscar García Junyent y fichó a Luis Enrique Martínez (Celta), quien temporadas atrás ya había dirigido al filial del Barça, mientras Guardiola se ocupaba del primer equipo.

A Luis Enrique también se le dio cierto barniz cruyffista, aunque en realidad el asturiano nunca estuvo a las órdenes del holandés, ya que llegó en la siguiente temporada que Johan Cruyff fue despedido como entrenador del FC Barcelona.

Con Luis Enrique, el Barcelona vivió en una montaña rusa, especialmente en su primer año, donde se llegó a plantear su destitución por un desencuentro en el vestuario azulgrana, aunque en esa primera temporada el Barcelona emuló con un triplete (Copa, Liga y Liga de Campeones) el primer año de Guardiola, con idéntico resultado.

A pesar de haber conseguido en tres temporadas nueve títulos, dos Ligas, dos Copas del Rey, una Champions y una Mundial, entre los más destacados, el paso de Luis Enrique por el Barça ha dejado grandes éxitos, buenos partidos, pero todo ello lejos de la filosofía de juego que promulga el cryuffismo, hecho que empezó a generar arduos debates en el barcelonismo sobre el convencimiento de que había vida más allá del patrón de Cruyff y que también era válido para obtener títulos.

Sobre este última creencia, el Barcelona volvió a apostar por otro exjugador del Barcelona para sustituir a Luis Enrique, como ha sido Ernesto Valverde, quien sí que llegó a estar a las órdenes de Cruyff en los años ochenta, aunque con un paso irrelevante en el terreno de juego.

Valverde está a poco de lograr lo mismo que Guardiola y Luis Enrique, ya que de ganar la final de la Copa del Rey contra el Valencia y hacer lo propio en la Liga de Campeones, si elimina al Liverpool, y después se lleva la final, habrá obtenido el preciado triplete.

No obstante, con Valverde han vuelto a aparecer las sospechas que ya recayeron sobre Luis Enrique y la poco conexión que tiene su fútbol con la idea cruyffista, y cuya bandera esta temporada enarbola más que nadie el Ajax, equipo que tiene un pie en la final de la Liga de Campeones.

Para los más cruyffista en el barcelonismo, el final de la carrera como jugador de Xavi Hernández supone un alivio a tantos años de orfandad sin tener un referente de la Masia y el cruyffismo en el banquillo.

Xavi sabe más que nadie que está llamado a este banquillo y que podrá ir directo o dar las vueltas que considere necesarias para coger el músculo como entrenador, pero al final, el trayecto le llevará al Camp Nou.

Valverde cuenta con una temporada más como técnico, y justamente finalizará su contrato cuando quede un año para que se celebren las elecciones en el FC Barcelona, a las que no podrá presentarse Josep Maria Bartomeu.

Con Xavi en el imaginario de la mayoría de los culés, será difícil que todos aquellos candidatos que se postulen para presidente presenten una apuesta diferente a la de Xavi y el regreso del cruyffismo futbolístico más veraz, si que antes el aún jugador del Al Saad no ha sido llamado a filas para el banquillo del Camp Nou.



Repaso de los goles centenarios de Leo que llegó al número 600

Ese tiro libre potente y milimétrico a la vez que significó el 3-0 de Barcelona sobre Liverpool, por la ida de las semifinales del Camp Nou, se transformó en el gol número 600 de Lionel Messi con Barcelona. Lo hizo, casualmente, el día que se cumplieron 14 años de su primer grito con la camiseta del blaugrana. Más redondo imposible.

¿Cómo están divididos los goles de Messi? Suma 417 por la Liga de España, 112 por la Champions, 50 por la Copa del Rey, 13 por la Supercopa española, 5 por el Mundial de Clubes y 3 por la Supercopa Europea. Tardó 683 partidos en alcanzar este impresionante registro.

Un dato para tomar dimensión de lo enorme que es el argentino: Cristiano Ronaldo, que acaba de llegar al mismo número el pasado fin de semana contra Inter, necesitó 799 encuentros.

El primer gol

1 de mayo de 2005. Fecha 34 de la Liga de España. El rival fue Albacete, el escenario fue el Nou Camp, y Messi arrancó en el banco y el entrenador Frank Rijkaard le dio unos minutos. Ocupó el lugar del camerunés Samuel Eto’o y enseguida la Pulga pagó con creces. El 2-0 llevó su firma tras una cesión de su primer gran socio, Ronaldinho. Exquisita definición por encima del arquero.

El gol 100

Casi cinco años pasaron para que Leo Messi llegara al primer centenario de goles. Fue por la temporada 2009/2010, con Pep Guardiola como entrenador, ante Sevilla y otra vez en el Nou Camp. Esa tarde, fue el tercero del 4-0 ante los andaluces.

El gol 200

Viktoria Plzen, de República Checa, fue la víctima, por la edición 2011-2012 de la Champions League. Messi llegó al 200 tras acertar un penal con un estadio que no paró de chiflarlo. Luego, marcó otros dos para redondear una actuación inolvidable y sellar, de paso, la clasificación para los octavos de final.

El gol 300

Fue contra Granada, de visitante, el 16 de febrero de 2013, por la Liga de España. Fue de tiro libre y sirvió para que Barcelona se pusiera 2-1 en el marcador.

El gol 400

El 400 lo esperaba en el Camp Nou. Fue el 18 de abril de 2015, ante el Valencia. Hizo un solo gol, el 2-0, en el descuento y tras una corrida desde detrás de mitad de la cancha, en el descuento; el arquero le contuvo el primer intento pero nada pudo hacer luego de que Leo tomara el rebote.

El gol 500

Fue el 23 de abril de 2017. Y la víctima fue nada menos que Real Madrid, en el Santiago Bernabéu. Fue en tiempo de descuento para que Barcelona se quedara con el clásico y le pusiera pimienta a la recta final de la Liga.

El gol 600

Otra dos coincidencias en un número redondo. En el aniversario 14 de su primera conquista y de tiro libre, como el 300. La víctima fue el Liverpool de Jürgen Klopp, por la ida de las semifinales de la Champions League. ¿Hasta dónde llegará?

El pedido de Messi al público del Camp Nou

En pleno festejo por la goleada frente al Liverpool, en el partido de ida por las semifinales de la Champions League, Lionel Messi no quiso pasar por alto una situación que se vivió durante el partido y que generó su descontento. Es que cuando el encuentro todavía estaba 1-0 y los dirigidos por Jürgen Klopp llegaban por todos lados, los hinchas perdieron la paciencia con Philippe Coutinho y comenzaron a silbarlo.

Durante el partido, después de su golazo, Leo hizo un gesto con las manos para pedirle a los hinchas que frenaran con los silbidos, y tras la victoria, pasó por los micrófonos de la trasmisión oficial y le mandó un contundente mensaje a todo el Camp Nou.

«Estamos en momentos definitorios. Estamos en un momento muy lindo, donde tenemos que estar más unidos que nunca todos, jugadores, afición. Lo dijimos a principio de año, que esto lo íbamos a conseguir juntos y no es momento de criticar a nadie, sino de apoyar, de tirar para adelante y de sacarlo todo juntos», expresó La Pulga.

Cuando le consultaron si su descontento pasaba por los silbidos a Coutinho, agregó: «Sí, la verdad que es feo ver que despidan a un compañero así. No entro en si estuvo bien o mal en lo que pasó, simplemente en que ahora hay que estar todos juntos».

Messi y Suárez dejan al Barca a un paso de la “gran final”

Un doblete en el segundo tiempo de Lionel Messi y otro tanto del uruguayo Luis Suárez condenaron al Liverpool (3-0) en la ida de semifinales de la Liga de Campeones y acercaron al Barcelona a la final que se disputará en Madrid.

Valverde sacrificó el juego posicional sentando a Arthur e igualó el despliegue físico del rival poniendo a Arturo Vidal. Y el Barça propuso a los ‘reds’ un partido de ida y vuelta que a punto estuvo de costarle caro en el arranque. Pero al final, logró oro puro de un duelo que se le complicó por momentos.

El Liverpool, mucho más acostumbrado al intercambio de golpes, fue a buscar muy arriba a los azulgranas, incapaces de poner pausa al choque, acumulando pérdida tras pérdida y empezando a sentir el el agobio del equipo de Klopp.

Pero ya lo dijo Rakitic en la víspera: en este Barça, Messi se pone delante y los demás le siguen. El astro argentino acabó con el desconcertante inicio de sus compañeros bajando a recibir al centro del campo para evitar que el equipo se partiera en dos.

Dos fogonazos del ‘10’ pasado el cuarto de hora acabaron con sendos remates de Coutinho, el primero a las manos de Allison y el segundo demasiado cruzado. El Barcelona, que estaba siendo dominado, golpeaba primero.

El Liverpool, que había perdido a Keïta por lesión, mediada la primer mitad, seguía apretando pero, pese a la movilidad de Salah y Mané, no llegaba con claridad a la meta defendida por Ter Stegen.

Y entonces, apareció Jordi Alba, en una de sus internadas por la izquierda, para poner un centro en el área pequeña. Luis Suárez se tiraba con todo y cazaba el remate para enviarlo al fondo de la red. Era su primer gol en la ‘Champions’ desde el 4 de abril del 2018. Y qué gol.

A los 26 minutos el Barça ya mandaba en la semifinal y, en una primera parte loca, empezaba a sentirse con confianza para ir a por más. Los ingleses, acusaron el tanto y perdían algo de intensidad, aunque convertían cada error de los azulgranas en una amenaza real.

Un remate alto de Mané tras un pase filtrado de Henderson y un disparo desviado de Milner desde la frontal fueron, pasada la media hora, las únicas oportunidades visitantes en toda la primera mitad.

Salió el Liverpool a por el empate tras la reanudación, y casi lo consigue en sus dos primeras aproximaciones. En ambas, Ter Stegen desvió a córner los remates de Milner y Salah.

El Barcelona se replegaba atrás e insistía en el ataque directo en lugar de apostar por la posesión. Eran los peores momentos del conjunto local y Valverde decidía cambiar a Coutinho por Semedo, adelantar a Sergi Roberto y pasar a un 4-4-2 para ganar equilibrio y posesión.

El Camp Nou, lleno a reventar esta noche, se dio cuenta del delicado momento por el que atravesaba el equipo y decidía aumentar la presión ambiental, pero el Barça seguía persiguiendo sombras en lugar de defender con el balón, como es natural en él.

Pero el fútbol no siempre es justo y los locales se encontraron con el segundo en la primera llegada clara de la segunda mitad. Una rápida transición que acabó con un remate al larguero de Suárez, cuyo rechace lo empujó Messi a portería vacía para hacer el 2-0 a un cuarto de hora para el final.

Klopp, desesperado en la banda, se jugaba la carta de Firmino, reservado por sus problemas musculares, pero este curso Messi ya lo avisó: quiere “esa copa tan linda y deseada” que se llama ‘Champions’.

El astro argentino la reventaba a la escuadra en un lanzamiento de falta para hacer el tercero, enloquecer al Camp Nou y sumar su tanto 600 como azulgrana.

En los últimos minutos, el Liverpool intentó sobreponerse al golpe buscando el gol que le mantuviera vivo para la vuelta en Anfield, pero la desgracia se cebó en el conjunto ‘red’, cuando Salah estrelló un disparo al palo con Ter Stegen prácticamente batido.

Aunque aún podía haber sido peor para el equipo británico. En la última jugada del tiempo añadido, Dembélé, recién ingresado en el terreno de juego, falló una contra clara, rematando solo a las manos de Alisson.

– Ficha técnica:

3 – Barcelona: Ter Stegen; Sergi Roberto (Aleñá, min.94), Piqué, Lenglet, Jordi Alba; Sergio Busquets, Rakitic, Arturo Vidal; Coutinho (Semedo, min.60), Messi y Luis Suárez (Dembélé, min.93).

0 – Liverpool: Alisson; Gómez, Matip, Van Dijk, Robertson; Fabinho, Milner (Origi, min.84), Wijnaldum (Firmino, min.78), Keita (Henderson, min.24); Mané y Salah.

Goles: 1-0, m.26: Luis Suárez. 2-0, m.75: Messi. 3-0, m.82: Messi.

Árbitro: Björn Kuipers (HOL). Mostró tarjeta amarilla a Lenglet (min.38), Fabinho (min.81)y Luis Suárez (min.81).

Incidencias: Partido de ida de las semifinales de la Liga de Campeones disputado en el Camp Nou ante 98.299 espectadores.

martes, 30 de abril de 2019

Barcelona se enfoca en la Liga de Campeones

El Barcelona regresó ayer a los entrenamientos con la mente puesta en la ida de las semifinales de la Liga de Campeones que disputará mañana, miércoles ante el Liverpool en el Camp Nou.

La primera plantilla azulgrana gozó el domingo 28 de un día de descanso después de que el sábado 27 conquistó matemáticamente el vigésimo sexto título de Liga.

En la sesión de recuperación celebrada en la Ciudad Deportiva de Sant Joan Despí, participaron todos los jugadores disponibles del primer equipo.

El Barcelona realizará hoy el último entrenamiento antes de recibir la visita del Liverpool. Antes de la sesión, el croata Ivan Rakitic y el técnico azulgrana, Ernesto Valverde, comparecerán ante los medios de comunicación en la Ciudad Deportiva.

En el Camp Nou, está prevista la rueda de prensa del entrenador del Liverpool, Jürgen Klopp, junto a otro jugador del equipo inglés.

Su octava corona en 11 temporadas certifica al Barcelona como el club hegemónico en España durante la última década. El Barza ahora acumula 26 trofeos de la Liga, solo detrás de los 33 del Real Madrid.

lunes, 29 de abril de 2019

Rayo Vallecano vence 1-0 a Real Madrid

Veintidós años después de aquel 19 de febrero de 1997, el Rayo, con un gol de Adrián Embarba de penalti, volvió a ganar al Real Madrid en Liga y sumó tres puntos vitales que le mantienen con vida en Primera a falta de tres jornadas en las que el conjunto blanco, tercero de la clasificación, no tendrá nada en juego.

En la previa del partido, Paco Jémez, entrenador del Rayo, advirtió que el Real Madrid era mejor que ellos en todo, salvo en una cosa, "la necesidad". Precisamente por eso, el equipo vallecano saltó al césped con una marcha más que su rival, al que desde el principio sometió a un ritmo muy alto de juego.

El que primero avisó fue el Real Madrid con un disparo cruzado de Marcelo que despejó Alberto, uno de los jugadores más destacados del Rayo durante todo un partido que fue trepidante de inicio a fin.

Las mejores ocasiones en la primera parte fueron del Rayo y en casi todas participó su futbolista más imaginativo, José Ángel Pozo.

A los 22 minutos, y tras recurrir al VAR, González Fuertes pitó penal por una falta de Vallejo sobre Javi Guerra. Embarba, desde los once metros, acertó con su disparo ante Courtois, convirtiendo el único gol del partido.

domingo, 28 de abril de 2019

Barcelona logra otro título de la mano de Lionel Messi

Un solitario tanto del argentino Lionel Messi en el segundo tiempo dio a Barcelona los tres puntos que le faltaban para proclamarse campeón de LaLiga Santander, el vigésimo sexto título en su palmarés, en un partido loco en el que Levante (1-0), necesitado de puntos, compitió hasta el final.

El jugador rosarino, que empezó el partido desde el banquillo, lideró el triunfo que le faltaba a Barcelona para celebrar el título ante su afición, que acabó pidiendo hora ante la insistencia de un rival que nunca se rindió.

Sin Messi, de nuevo suplente con las semifinales de la Liga de Campeones en la vuelta de la esquina, Barcelona empezó con la intención de resolver la Liga en el primer tiempo.

Los compañeros del argentino no se reservaron. Mandaron con el balón y maniataron al Levante en la presión. Se multiplicaron las ocasiones y si el Levante no acabó el primer tiempo por detrás, fue gracias a Aitor Fernández.

Ante el vendaval azulgrana, el guardameta vasco fue un salvavidas para sus compañeros. Ya en el minuto 2 salvó con los pies el primero de Luis Suárez antes de que Philippe Coutinho se reivindicara con una brillante actuación que solo le faltó rematar con el premio del gol.

Coutinho fue protagonista en el primer tiempo y Valverde lo cambió tras el descanso. Buenas noticias para el brasileño que apunta a jugar de inicio el miércoles contra su exequipo.

En su lugar, entró Messi, tan activo como Coutinho en el primer tiempo. Pese al planteamiento defensivo del Levante, el argentino nadaba como pez en el agua en la mediapunta.

Pero el Levante sobrevivía. Buscó en el segundo tiempo más velocidad y gol Paco López con la entrada de Morales, pero las ocasiones no llegaban y el Barcelona avisaba con una magnífica rosca que rozó el palo izquierdo de la portería de Aitor.

Se impacientaban los locales, especialmente Dembélé, impreciso en ataque. Y el único gol azulgrana llegó también a trompicones. El extremo francés inició la jugada, perdió el balón que lo recuperó Vidal con la testa. El balón le llegó a Messi que, desde dentro del área, fusiló con la zurda a Aitor (1-0, min.61).

Se oyeron los primeros gritos de '¡Campeones!', pero el Levante no había dicho la última palabra que buscó, sin miedo, aplazar el "alirón" azulgrana.

Un minuto después del tanto de Messi, Borja Mayoral tuvo el empate, pero en el mano a mano Ter Stegen agrandó su figura y rechazó con el pecho.

Levante enloqueció el partido. Sus jugadores avanzaron líneas, pero el partido ya estaba sentenciado.

sábado, 27 de abril de 2019

Un gol de Messi ofrece al Barcelona su 26º título de Liga



El Barcelona conquistó el 26º título de Liga de su historia este sábado al derrotar 1-0 al Levante en el Camp Nou con un gol de su leyenda Lionel Messi.

En la 35ª jornada, el argentino fue suplente con vistas al inicio de las semifinales de Champions, el miércoles ante el Liverpool. En el campo tras el descanso, el cinco veces Balón de Oro ofreció el título a su equipo con un disparo cruzado en el minuto 62, dando el primer paso para el triplete (Liga-Copa-Copa de Europa).

En una jugada enrevesada, el chileno Arturo Vidal ganó el balón en la frontal y cedió para Messi, al que solo le hizo falta un regate y un tiro cruzado para sellar el triunfo y el título.

Fue el 34º tanto del argentino en la actual edición de la Liga, rozando ya su sexto trofeo de Pichichi -máximo goleador-, que le permitirá igualar con el mítico delantero vasco Telmo Zarra (seis títulos entre 1945 y 1953).

En un partido con nervios por las dos partes -el Levante (15º) pelea por no descender-, la fiesta en el Camp Nou estuvo a punto de chafarse en el minuto 90, pero el poste salvó el gol visitante.

Antes el Atlético había cumplido su parte para seguir en la carrera por el título al vencer 1-0 al Valladolid (17º).

Los 'Colchoneros' del argentino Diego Simeone se valieron de un gol en propia del blanquivioleta Joaquín a centro de Saúl (66). Y si conservaron su ventaja fue en gran parte gracias al arquero esloveno Jan Oblak, y por una decisión polémica del árbitro, quien tras recurso al VAR, no concedió penal al Valladolid por mano del colombiano Santiago Arias (87).

Horas antes, el Athletic Club (7º) y el Alavés (8º) empataron (1-1) en el partido que abrió el telón de la 35ª fecha, y mantienen abierta la pelea por el 7º puesto, que otorgará presumiblemente un billete europeo.

El centrocampista Beñat Etxebarria adelantó a los locales de un magistral lanzamiento de falta (41), pero el delantero albiazul Borja Bastón logró la igualada con un disparo desde dentro del área (45), luego de un recurso al VAR por posible fuera de juego posicional en una acción previa.

El Athletic suma 50 puntos, por los 47 del Alavés. El séptimo puesto conducirá a la previa de la Europa League siempre que el Valencia (6º), finalista de la Copa del Rey contra el FC Barcelona, acabe entre los seis primeros de la Liga.

Además igualaron sin goles el Leganés (11º) y el Celta (16º), que deberá seguir peleando para espantar definitivamente los fantasmas del descenso. Tiene tres puntos de ventaja con el Girona (18º). (27/04/2019)

Gareth Bale no llena las expectativas del Real

Gareth Bale volvió a dejar escapar una oportunidad de reivindicarse con el Real Madrid en Getafe. En su segunda titularidad con Zidane extendió una racha sin gol que se acerca al mes y medio. Su actitud en el campo, con miedo en balones divididos y apareciendo solo al espacio, le instala en la intrascendencia.

La temporada en la que Bale debía ejercer el liderazgo de Cristiano Ronaldo, se acerca a su fin sin que el galés dé un paso al frente sobre el césped. Tampoco lo hizo nunca en el vestuario, introvertido y con dificultades durante muchos años con el idioma. Su comportamiento es lo que refleja el terreno de juego. Cuando le ponen a jugar, Gareth disputa su partido.

En el Coliseum Alfonso Pérez regresaba a la titularidad tras sumar apenas 30 minutos en los dos últimos compromisos madridistas. Lejos de entender la oportunidad de Zidane como un momento para brillar, se instaló en la banda izquierda, no tuvo continuidad en su participación en el juego colectivo y solo entró en escena cuando algún compañero vio sus carreras al espacio.

Así, con la visión de Isco en el pase en profundidad, asistió a Benzema en una de las dos claras ocasiones que desperdició el delantero francés en el primer acto de un partido en el que cortó su racha de cinco encuentros consecutivos marcando. Sin los goles de Karim no hay victoria madridista.

Desde la llegada de Zidane no se ha hecho más que confirmar que su relación con Bale está rota desde la final de la Liga de Campeones de Kiev. El técnico ya no confía en un jugador con rol de estrella pero un rendimiento irregular condicionado además por las lesiones y sus sóleos de cristal.

Le dio de inicio sus dos primeros partidos a su regreso, ante Celta y Huesca, y desde entonces el galés regresó al rol de suplente que ya sufrió a finales del curso pasado y que provocó que pidiese una salida en voz alta del Real Madrid tras ganar la Liga de Campeones frente al Liverpool con una gran actuación personal que le hizo ser nombrado jugador del partido tras salir desde el banquillo.

El club blanco no piensa regalar al galés

El escenario ahora es diferente. Bale sabe que no entra en los planes de Zidane de la próxima temporada y ha comunicado al club que no desea marcharse como parte de una estrategia marcada desde los despachos por sus representantes. Desde las altas esferas del club tienen claro que no van a regalar, por un precio bajo en un traspaso, ni a ceder al galés.

Es una opción que descartan porque entienden que Bale tiene mercado en Inglaterra y las ofertas van a llegar. Mientras se posicionan las piezas en el tablero para una partida de estrategia y con pinta de prolongarse durante el verano, el rendimiento del jugador en el campo está lejos de revalorizarle.

El club blanco no tiene intención de escuchar nada que no supere la barrera de los 100 millones de euros, con lo que recuperaría el traspaso que realizó con un jugador que ha amortizado a base de Copas de Europa.

Librarse de la ficha de 17 millones de euros netos de Bale es clave para la llegada de nuevos jugadores estrellas que asuman la responsabilidad que no ha logrado conseguir el extremo galés. Ha provocado que la afición madridista le de definitivamente la espalda. Le quedan dos partidos ante el Bernabéu, ante Villarreal y Real Betis, el que se perfila de un ciclo de un futbolista que debía ser el heredero natural de Cristiano Ronaldo pero que no cumplió con las altas expectativas.

Barza está a un paso de coronarse campeón

Barcelona recibe hoy sábado a las 14:45 (hora boliviana), en la trigésima quinta jornada liguera, la visita de Levante, que respira algo en su lucha por la salvación, en el “Camp Nou”, un escenario que se prepara para amarrar matemáticamente LaLiga Santander y celebrar el título antes de afrontar las semifinales de la Liga de Campeones contra el Liverpool.

Al equipo catalán le faltan tan solo tres puntos para cantar el alirón. Ganando al conjunto granota, los de Valverde podrán descorchar el vino, aunque también podría ser campeón antes del pitido inicial si el plantel de Atlético de Madrid pierde hoy sábado ante Valladolid en el "Wanda Metropolitano". En caso de empate del equipo colchonero, al conjunto azulgrana le valdría el mismo resultado para celebrar la liga.

La posibilidad de que el Levante aplace el título liguero con una victoria en el Camp Nou está casi descartada en el entorno azulgrana. De hecho, el club ha preparado los detalles de la fiesta en caso de alirón.

Levante se presenta en el "Camp Nou" reforzado por su triunfo ante Real Betis, que le ha alejado tres puntos de la zona de descenso y que rompió con una racha de nueve jornadas seguidas sin ganar.

viernes, 26 de abril de 2019

Real Madrid volvió a dejar puntos por el camino, esta vez empata 0-0 con Getafe



El Real Madrid perdió puntos por tercera vez en siete partidos desde el regreso de Zinedine Zidane al banquillo al empatar ayer 0-0 en otra deslucida actuación.
La igualdad dejó al Madrid tercero a 15 puntos del líder Barcelona y a seis detrás de Atlético Madrid luego de 34 jornadas.
Zidane hizo varios cambios y su equipo salió a la cancha sin Marcelo, Luka Modric, Toni Kroos y Marco Asensio entre los titulares.
El juvenil Brahim Díaz fue el mejor jugador del Madrid, que necesitó de una doble parada del portero Keylor Navas ante Jaime Mata en la segunda mitad para no perder el encuentro.
“Nos tocó tener la opción y traté de aprovecharla al máximo. Creo que hicimos cosas algunas buenas aunque no se ganara. Nos quedan unos partidos más para demostrar lo que somos y prepararnos para lo que viene”, dijo tras el encuentro el uruguayo Fede Valverde, quien fue titular ante Getafe.

miércoles, 24 de abril de 2019

Barcelona puede festejar sin jugar, si hoy cae Atlético

Carles Aleñá y Luis Suárez empujaron al Barcelona hacia el alirón (objetivo conseguido) con un triunfo ante el Deportivo Alavés por 0-2 que abre la vía hacia el título de La Liga Santander.

Una derrota del Atlético de Madrid hoy miércoles, ante el Valencia, daría el título al Barcelona. Si el Atlético empata o gana, los azulgranas serían campeones si ganan al Levante el próximo sábado, sin depender de nadie.

El Barcelona, que comenzó con su líder argentino Leo Messi en el banquillo, se hizo con el balón desde los primeros segundos del duelo y en el minuto 5 tuvo una doble ocasión, como consecuencia de la presión que hacía cada vez que perdía el balón.

El uruguayo Luis Suárez encaró a Fernando Pacheco, que repelió su disparó, pero el brasileño Philippe Coutinho tampoco pudo mover el marcador al recoger el rechace, pues el balón se estrelló en su compatriota Rodrigo Ely.

En solo doce minutos el Barcelona ya lo había intentado de todos los colores ante un Alavés que se defendía como podía y que fue testigo de un salida fulgurante del plantel visitante, que no titubeó camino hacia el alirón.

El monólogo de los hombres de Ernesto Valverde apenas culminaba con remates, excepto los que intentaban los azulgranas desde fuera del área, ante la oposición de un defensa de cinco, bien plantada, que obligaba a filtrar muchos pases a los medios del Barça, que se perdían por línea de fondo.

La reanudación estuvo marcada por la entrada del serbio Darko Brasanac en lugar del lesionado Diego Rolán que se rompió en los minutos finales de la primera mitad. Pero el Barcelona volvió por sus fueros y consiguió derribar el muro albiazul en el minuto 54, con un buena jugada conducida por Sergi Roberto que cedió a Luis Suárez y éste lo dejó pasar para que lo recogiera Carles Aleña y venciera al portero alavesista.

Los de Ernesto Valverde sentenciaron el duelo en pocos minutos, pues en el 59, el delantero uruguayo hizo el segundo desde el punto penalti después de que el árbitro Cordero Vega señalara los once metros, tras consultar el monitor del VAR, que detectó una mano de Tomás Pina en el área local, tras el saque de una falta.

martes, 23 de abril de 2019

Barcelona se impone al Alavés y acaricia un nuevo título de Liga

Barcelona (1º) venció este martes al Alavés (8º) en Vitoria (2-0) y quedó a la espera tan solo de que el Valencia derrote el miércoles al Atlético de Madrid (2º), también en un partido de la 34ª jornada, para sellar matemáticamente la consecución del título en la Liga española.

Con esta victoria, la vigesimocuarta en 34 partidos ligueros, el Barza suma 80 puntos, 12 más que el Atlético de Madrid.

Así pues, los pupilos de Ernesto Valverde podrían festejar el 26º título de Liga el miércoles según lo que ocurra en el Wanda Metropolitano, o el fin de semana, ganando en el Camp Nou al Levante.

Pero la victoria en Mendizorroza no fue un paseo triunfal para el conjunto culé, no al menos en la primera parte, donde el conjunto del exbarcelonista Abelardo supo frenar el juego ofensivo de un Barza en el que Lionel Messi quedó de entrada en el banco por descanso.

Justo antes de la pausa los vascos sufrieron la baja por lesión del delantero uruguayo Diego Rolán.

Así pues, tuvo que ser el canterano Carles Aleñá quien abriese el marcador en el minuto 54, antes de que Luis Suárez, de penal concedido por mano tras recurso al VAR, asegurase la victoria (60). Ambos goles tuvieron lugar sin la presencia de Messi sobre el césped, al que ingresó superada la hora de partido.

Horas antes, el Huesca (19º), casi desahuciado durante gran parte de la temporada, logró una victoria 2-0 ante el Eibar (13º) en el primer partido de la 34ª jornada de la Liga española, que le permite seguir soñando con la permanencia.


El Huesca, que vive su primera campaña en la élite del fútbol español, abandonó incluso provisionalmente la posición de colista que le acompañaba desde hacía varias fechas, cediéndosela al Rayo Vallecano, que queda un punto por detrás a la espera de su visita del jueves al Sevilla (6º).

El conjunto aragonés suma cuatro empates y una victoria en las cinco últimas fechas y, con 29 unidades, está a cinco del Girona (17º), que marca la zona de salvación.

Enric Gallego, fichado en el mercado de enero procedente del Extremadura, en el que lideraba la clasificación de goleadores de la segunda división, abrió el marcador local (54). Tres minutos después, el argentino Ezequiel Ávila, de soberbio derechazo de volea por la escuadra, estableció el 2-0 definitivo.

En otro partido por eludir el descenso, el Valladolid (15º) logró una victoria por la mínima (1-0) ante el Girona, que permite salir al conjunto blanquivioleta de la zona de descenso en detrimento del Levante. El conjunto castellano rompió una racha de cinco fechas sin conocer la victoria.

La visita del Real Madrid (3º) a Getafe (4º) bajará el telón el jueves a esta 34ª fecha.

Real Madrid ofrece 200 millones más traductor por el fichaje de Harry Kane



A pocas fechas para que termine la temporada en España, Real Madrid trabaja intensamente en lo que va a ser sus próximos fichajes. Sobre el escritorio de Florentino Pérez figuran varios nombres en carpeta, pero hay uno por quien tiene una obsesión especial y ese es Harry Kane.
Según la prensa española, el Real Madrid está dispuesto a ofrecer 200 millones al Tottenham por el pase de Harry Kane. En la Casa Blanca quieren asegurar primero los goles es por ello que harán hasta lo imposible por el inglés.
Sin embargo, eso no es todo, sino que además de los 200 millones de euros, Real Madrid analiza ponerle un traductor a Harry Kane ¿Motivo? Para que no tenga mayores problemas en su adaptación, tal cual sucede con Gareth Bale que hasta ahora no habla español.
En esta semana,, emisarios del Real Madrid estarán viajando a Londres para iniciar las negociaciones con el representante de Harry Kane. Además, se reunirán con los directivos del Tottenham para tomar nota de los requerimientos que exigen para el traspaso del delantero inglés de 25 años.

lunes, 22 de abril de 2019

Real Madrid golea con Benzema destacado

El mejor Karim Benzema, respondiendo con regularidad a la cita con el gol y acercándose a sus mejores números de blanco, premió con un triplete la mejoría de imagen del Real Madrid, que tomó en serio la visita de un Athletic Club (3-0) que ampliará a quince los años sin vencer en el Santiago Bernabéu.

Autor de los ocho últimos goles ligueros del Real Madrid, en una marca inédita hasta la fecha, Benzema demuestra cada partido que es el único futbolista de peso de la plantilla que ha cumplido un año para el olvido. En racha goleadora. Marcando cinco partidos seguidos por segunda vez desde que llegó. Auténtico referente del equipo. Enganchó dos testarazos castigando los despistes de Íñigo Martínez y cerró su triplete tras un error del meta Herrerín.candidatura a Europa.

domingo, 21 de abril de 2019

Barza vence a Real Sociedad en el “Camp Nou”

La solvencia sin brillo de Barcelona condenó a una competitiva Real Sociedad en el “Camp Nou” (2-1), donde el líder de LaLiga Santander dio un paso más para levantar matemáticamente el título, que conquistará si gana los próximos dos partidos contra Alavés y Levante.

Un año más, y ya son 28, el equipo vasco sigue sin conocer la victoria en el estadio azulgrana. Esta vez, sin embargo, plantó cara hasta el final del encuentro.

A falta de juego, el balón parado salvó al Barcelona. Al filo del descanso, Ousmane Dembélé sacó un córner y Clement Lenglet anotó el 1-0.

Pese al mazazo, la Real no renunció al empate en la reanudación, se adueñó del esférico y Juanmi superó a Ter Stegen (1-1, min.62).

Poco le duró la alegría al equipo vasco. Concretamente dos minutos. El tiempo que tardó Messi en encontrar a Jordi Alba en el carril izquierdo para que anote el 2-1.

Real Madrid recibe a Athletic en el “Bernabéu”

Real Madrid prosigue su particular penitencia en una Liga que perdió en marzo, contando las jornadas para que llegue el final de un curso sin títulos grandes, con el objetivo de mejorar su juego ante los pocos aficionados con paciencia, frente a un Athletic que se juega Europa.

El “vía crucis” madridista prosigue en un “Santiago Bernabéu” desencantado de su equipo, que se ha ido vaciando desde que el clásico de inicios de marzo enterrase las pocas ilusiones de remontada que quedaban. Ni la llegada de Zinedine Zidane devolvió la ilusión a una afición que, como los jugadores, ya enfoca la próxima temporada y espera nombres de fichajes de que renueven la esperanza.

Con la dificultad de competir sin jugarse nada, el técnico francés no sabe ya a qué apelar para que sus jugadores mejoren la imagen. Un duelo clásico liguero como el que enfrente al Real contra Athletic Club es un buen momento para pedir una mejoría.

sábado, 20 de abril de 2019

Barcelona recibe a Real Sociedad en el “Camp Nou”

Tras certificar su pase a semifinales de la Liga de Campeones con una goleada ante el Manchester United (3-0), Barcelona afronta una semana clave para reeditar el título de LaLiga Santander, en una serie de tres partidos que empezará hoy con la visita de la Real Sociedad.

Alavés, en Mendizorroza, y Levante, de nuevo en el Camp Nou, serán los otros dos encuentros ligueros que, si el Barza solventa con triunfo, le convertiría matemáticamente en campeón.

Pensando en la 'Champions', el conjunto azulgrana se tomó un respiro en Huesca (0-0), con un equipo plagado de suplentes, y hoy Valverde volverá a hacer rotaciones, aunque muchas menos de las que se vieron la pasada jornada en El Alcoraz.

Allí no estuvieron ni Leo Messi, ni Sergio Busquets ni Ivan Rakitic.

La Real Sociedad recupera a su estrella Willian José, después de su sanción de la pasada jornada, para intentar el asalto a un Camp Nou que se le resiste desde hace 28 años y poder tener algo parecido a un objetivo para los cinco últimos partidos.

viernes, 19 de abril de 2019

Valverde: “Esta es una semana de 9 puntos, los que nos faltan para ser campeones”

El entrenador del Barcelona, Ernesto Valverde, aseguró que su objetivo es “sentenciar la Liga” en los tres partidos que quedan antes de recibir la visita del Liverpool en la ida de las semifinales de la Liga de Campeones.

“Ahora mismo, lo que nos impulsa es la necesidad que tenemos de ganar. Es una semana de 9 puntos, exactamente los que nos hacen falta para ser campeones de Liga”, afirmó.

Valverde sabe que el equipo viene “de un partido de Champions espectacular”, en el que goleó (3-0) al Manchester United para dar un paso más hacia el título, pero ahora toca centrarse en el torneo doméstico. “El partido de mañana es importantísimo para nosotros”, subrayó.

En el encuentro ante el United, Philippe Coutinho cerró la cuenta con un derechazo desde fuera del área por toda la escuadra. El brasileño lo celebró tapándose los oídos y mascullando algo con rabia mientras miraba a la grada.

El técnico del conjunto azulgrana no entiende que se haya polemizado sobre esa celebración: “Lo que me sorprende es que se hable más del gesto que del golazo que marcó. Increíble. Ese gesto tampoco me pareció nada especial, no fue una falta de respeto hacia nadie”.

Los otros dos tantos fueron obra, cómo no, de Leo Messi, para quien Valverde ya no encuentra calificativos. “A Messi no sé ya cómo valorarlo. Debería haber un surtido de palabras para referirse a él, pero no lo tengo. Siempre se espera algo especial de él y siempre consigue que la gente se vaya contenta a casa”, comentó sobre el astro argentino.

“Antes del Liverpool hay otras cosas”

En Europa, al Barça le espera ahora el Liverpool, “un rival potentísimo, con una delantera de mucha calidad, que la temporada pasada llegó a la final y que está luchando por la Premier”, destacó Valverde. Pero el preparador extremeño insistió en que, “para jugar contra ellos aun quedan diez días y antes hay otras cosas”.

“El vestuario es muy consciente del momento de la temporada en que estamos. No es como en noviembre, que igual un partido de Champions se lleva todos los focos. Nos estamos jugando la Liga y el partido contra la Real no es un partido más. Eso lo sabemos todos y nuestro público también”, añadió.

Valverde tampoco desveló si, contra el equipo donostiarra, hará muchas rotaciones, aunque garantizó que pondrá “una alineación para ganar”.

En ella probablemente no estará el defensa Samuel Umtiti, ausente en el último entrenamiento por unas molestias en su rodilla izquierda.

jueves, 18 de abril de 2019

Simeone: "La crítica no es justa, Messi es extraordinario"

El entrenador argentino del Atlético de Madrid Diego Pablo Simeone definió a su compatriota Leo Messi como un futbolista "extraordinario" y subrayó que "la crítica no es justa" con el delantero del Barcelona.

"Respeto todo. Opinar opina todo el mundo. Messi estuvo cerquita de ganar el Mundial. No lo ganó desgraciadamente. Algunos lo critican de manera constante, pero Messi es extraordinario. ¿Cuántos Balones de Oro ha ganado? ¿Cuántos goles ha hecho? ¿Cuántas veces ha logrado darle al Barcelona una manera determinada de jugar? Sin él no sería lo mismo", expuso Simeone en una entrevista en Goal.com.


El técnico colchonero comentó que "Messi tiene en torno al Barcelona la posibilidad de superarse día a día, pero en Argentina no, porque no le potencia porque no tiene un buen entorno para eso".


El preparador colchonero sostuvo, además, la crítica al 10 de la Albiceleste "no es justa".

"En Argentina sobre todo. Todos comparan con Messi. ¿Por qué en Barcelona sí y en Argentina no? Es fácil, en Barcelona hay unos jugadores y un equipo que lo sostienen y en Argentina no existen esos jugadores. Como le pasa a Cristiano Ronaldo en Portugal, porque Portugal no es la Juventus o el Real Madrid. Los equipos fortalecen al gran jugador, es fácil", aseguró el Cholo.

¿Cómo se convirtió Messi en la mejor versión de su carrera?

Lionel Messi volvió a asombrar al mundo del fútbol. Aunque ya parezca noticia vieja, la influencia del número 10 del Barcelona en el rendimiento del equipo crece tanto como las chances que tiene el equipo culé para ganarlo todo en la presente temporada.

Si en el 2007 –cuando silenció al Camp Nou después de emular el gol de Maradona a Inglaterra en el Mundial 86 frente al Getafe– pensábamos que estábamos en presencia de un velocista con la pelota atada a su pie izquierdo, 12 años después la regla cambió. Porque Messi decidió cambiarla.

El rosarino modificó su forma de dominar el juego. En un principio, Lionel se recostaba sobre la banda derecha del ataque para aplicar una jugada que se asemejaba a la de un videojuego de fútbol. Luego fue el turno de asentarse como un 9 de área, que se movía, inquieto, a la espera de que le llegue la pelota clara. Esos fueron los tiempos donde el Barcelona lo manejaban Xavi e Iniesta, mientras Messi anotaba hasta de cabeza, como en la final de la Champions League 2009 frente al Manchester United.

Hace 10 años, el capitán del conjunto blaugrana cerraba un ciclo de ensueño: autor de 38 goles en la temporada, aportó un doblete en el histórico 6-2 en el Bernabéu que sentenció la liga española, anotó uno en la final de la Copa del Rey, el mencionado en la final que se disputó en el Olímpico de Roma y dos más en la Supercopa de España para un Barcelona que se quedó con todos los laureles y fue reconocido como uno de los mejores equipos en la historia de este deporte.

Más cerca en el tiempo, Leo fue mutando a un futbolista “total”, sin posibilidad de recibir una categorización por parte de los rivales, analistas o hasta los propios fanáticos que viajan desde diferentes continentes del planeta para verlo. Continuó siendo un eximio anotador, pero amplió la gama a la hora de convertir.

El 2018 lo cerró como el máximo goleador a nivel mundial: terminó con 51 goles (47 en el Barcelona y cuatro en la selección argentina), y logró un registro sobresaliente. En ocho de los últimos nueve años naturales (de enero a diciembre) convirtió 50 tantos o más en cada uno de ellos. La cuenta marca que anotó 60 en 2010, 59 en 2011, 91 en 2012, 58 en 2014, 52 en 2015, 59 en 2016, 54 en 2017 y los 51 en el último año.

Uno de los puntos que muestra la metamorfosis en el juego de Messi es la evolución que ha tenido en la ejecución de los tiros libres y su efectividad para festejar. A partir de la campaña 2011/2012, el máximo anotador en la historia del Barcelona, se transformó en el principal ejecutor del equipo. En aquella temporada tuvo 49 tiros libres y anotó tres goles de falta. En la 15/16 logró 4 tantos en 42 ejecuciones.

Pero fue en la pasada campaña cuando explotó la valoración de Leo en este aspecto: logró 7 goles en 72 disparos, con un promedio de casi 10 por ciento de efectividad. Por la 2018/2019, a la que todavía le faltan varios partidos por jugar, Messi suma 7 conquistas en 53 encuentros, mejorando el promedio de la pasada temporada.

Líder en el vestuario y en la cancha, desde la despedida de Iniesta, el 10 es el dueño de la pelota del Barcelona. Tal vez, más que nunca desde que debutó el 16 de octubre de 2004, su injerencia en el futuro del equipo es decisiva para las aspiraciones de la institución catalana. En la cima de la liga española con nueve puntos de ventaja sobre el Atlético Madrid, Messi encabeza la tabla de anotadores con 33, 13 más que su compañero y amigo Luis Suárez. En el rubro asistencias, el rosarino también está al frente con 12 pases gol. Él es el mejor y hace mejores a sus compañeros de equipo.

Posicionado como uno de los favoritos para volver a ganar la Copa de Campeones con su club, Messi también se destaca en la competición que reúne a los mejores clubes de Europa. Gracias a los dos tantos frente al United, es el nuevo líder en la tabla de goleadores con 10 en ocho partidos, y tiene muchas chances de quedarse con ese premio.

En lo que va de temporada suma 45 goles (24 en el año calendario), y sus números crecen como la posibilidad que el Barcelona se quede con el triplete. Ya son 597 tantos con la camiseta blaugrana, 110 de ellos en la Champions League.

El Messi 2019 es la mejor versión de su histórica carrera profesional. Y lo es porque no está señalado bajo ninguna posición fija. Todo lo contrario. Sigue siendo dominante como cuando tenía el pelo más largo y no se dejaba crecer la barba, pero ahora maneja todos los aspectos necesarios del juego. Cuando lo cree necesario, sale al rescate de su equipo, y lo hace sin estridencias. Sólo utilizando el valor más preciado que tiene: su amor por el juego y un potencial pocas veces visto en la historia del fútbol.

martes, 16 de abril de 2019

El Barcelona aplastó al Manchester United y avanzó a semifinales

El Barcelona, impulsado por un doblete del argentino Lionel Messi en el primer tiempo, superó en el Camp Nou al Manchester United (3-0) y se clasificó este martes para las semifinales de la Liga de Campeones, algo que no conseguía desde la temporada 2014-15.

Un doblete de Messi en cuatro minutos -entre el 16 y el 20- acercaron al equipo catalán a semifinales al descanso, una clasificación que el brasileño Philippe Coutinho rubricó con un potente disparo en el minuto 61.

domingo, 14 de abril de 2019

Barcelona iguala con Huesca (0-0), pero no corre peligro la primera posición en España

El Sevilla triunfó en un vibrante derbi con el Betis (3-2), con toda la tensión y la intensidad de un duelo que desborda pasiones y ambición, en contraste con la relajación que demostró el Barcelona, que, con la Liga ya decidida, sintió las rotaciones, miró a la Liga de Campeones y sólo empató con el Huesca (0-0).

Sin nada en juego en la cima, donde el conjunto azulgrana tiene aún nueve puntos de ventaja sobre el Atlético de Madrid, que superó al Celta (2-0), con una fórmula ya habitual, las paradas de Jan Oblak más el gol de Antoine Griezmann y Álvaro Morata.

Se hace impesado que el Barcelona pierda la opción de conseguir el título, por los 74 puntos que tiene ante los 65 del Atlético de Madrid, a seis fechas del final.

jueves, 11 de abril de 2019

Barcelona le sacó ventaja mínima al United en la ida

No fue el mejor Barcelona, no fue el mejor Manchester United y, en esa igualada, los azulgranas tienen más calidad; de ahí que una combinación Messi-Suárez, unida a un fallo del rival, fuese suficiente para que el Barcelona asaltase Old Trafford (0-1) y cobre ventaja para la vuelta.

Un gol de Luke Shaw en propia puerta, anulado en principio y validado por el VAR, bastó para que el Barcelona consiguiese la primera victoria de su historia en Old Trafford y para que agrande su favoritismo en estos cuartos de final de la Liga de Campeones.

El partido siguió el curso marcado y remarcado en la previa. Un Barcelona posesivo con la pelota y un United agazapado y firmando desde el primer momento el pacto de no agresión.

La única laguna de los azulgranas llegaba en la unión entre los centrales y un desconectado Busquets. El pivote no encontraba salida clara a la pelota y errores suyos daban el único peligro que poseía el United.

El plan de Solskjaer hizo aguas y quedó en evidencia como ya le ocurrió contra el Paris Saint Germain, pero esta vez no había una cadena de errores del rival que lo subsanasen.

Atrapados en su propia estrategia, el United reculó y se dio cuenta de que los intrascendentes McTominay y Fred eran incapaces de frenar el ataque visitante.

Cuando Busquets recibió en tres cuartos, levantó la pelota buscando a un insólitamente desmarcado Messi. El argentino controló largo y se quedó con la única opción de un centro atrás. Suárez la picó buscando la entrada de Coutinho, pero Shaw desvió el balón a su propia portería. Algo casi inapreciable a primera vista, por lo que el linier levantó la bandera y anuló el tanto.

Se sucedieron entonces las burlas de los aficionados del United a los del Barcelona, olvidando quizás, que ahora hay VAR. En cuestión de segundos, Rocchi, el colegiado, dio validez al gol y arruinó las esperanzas de los ‘Diablos Rojos’, que pese a su inoperancia en ataque tuvieron el empate en una jugada muy similar a la que Diogo Dalot no apuntilló. Es la diferencia de jugarte las castañas en el área con Suárez o con un lateral.

A todo esto, De Gea, desapercibido hasta entonces, salvó el segundo con una parada de balonmano un remate de Coutinho y permitió que el United saliese con vida a la segunda parte.

Ahí tiró de algo más de orgullo el equipo mancuniano. Fuera porque de verdad llevaban peligro en cada acercamiento o porque su hinchada gritaba de tal manera que lo parecía, porque disparó sobre la meta de Ter Stegen hubo pocos.

Sí pudo romper su racha de más de tres años sin marcar fuera de casa Suárez, pero un disparo suyo delante de De Gea se marchó al lateral de la red.

El United enseñó sus costuras y el Barcelona no quiso o no pudo rasgarlas al tiempo que Gerard Piqué despejaba todas las intentonas inglesas. La vuelta, el próximo martes 16 de abril. Solskjaer buscará otro imposible, pero hay milagros que solo ocurren una vez en la vida.

– Ficha técnica:

0 – Manchester United: De Gea; Young, Lindelof, Smalling, Shaw; Pogba, Dalot (Lingard, m.74), Fred, McTominay; Rashford (Pereira, m.85) y Lukaku (Martial, m.68).

1 – Barcelona: Ter Stegen; Semedo, Piqué, Lenglet, Alba; Busquets (Aleña, m.93), Rakitic, Arthur (Roberto, m.66); Messi, Suárez y Coutinho (Vidal, m.65).

Goles: 0-1. Shaw, p.p m.12.

Árbitro: Gianluca Rocchi (ITA) amonestó a Shaw (m.20), Lingard (m.74) y Smalling (m.86) por parte de los locales y a Busquets (m.18) y Vidal (m.71) por parte de los visitantes.

Incidencias: Partido correspondiente a la ida de los cuartos de final de la Liga de Campeones disputado en el estadio de Old Trafford (Mánchester).

Barcelona ganó con lo justo al Manchester United

No fue el mejor Barcelona, no fue el mejor Manchester United y, en esa igualada, los azulgranas tienen más calidad; de ahí que una combinación Messi-Suárez, unida a un fallo del rival, fuese suficiente para que el Barcelona asaltase Old Trafford (0-1) y cobre ventaja para la vuelta.

Un gol de Luke Shaw en propia puerta, anulado en principio y validado por el VAR, bastó para que el Barcelona consiguiese la primera victoria de su historia en Old Trafford y para que agrande su favoritismo en estos cuartos de final de la Liga de Campeones.

El partido siguió el curso marcado y remarcado en la previa. Un Barcelona posesivo con la pelota y un United agazapado y firmando desde el primer momento el pacto de no agresión.

La única laguna de los azulgranas llegaba en la unión entre los centrales y un desconectado Busquets. El pivote no encontraba salida clara a la pelota y errores suyos daban el único peligro que poseía el United.

El plan de Solskjaer hizo aguas y quedó en evidencia como ya le ocurrió contra el Paris Saint Germain, pero esta vez no había una cadena de errores del rival que lo subsanasen.

Atrapados en su propia estrategia, el United reculó y se dio cuenta de que los intrascendentes McTominay y Fred eran incapaces de frenar el ataque visitante.

Cuando Busquets recibió en tres cuartos, levantó la pelota buscando a un insólitamente desmarcado Messi. El argentino controló largo y se quedó con la única opción de un centro atrás. Suárez la picó buscando la entrada de Coutinho, pero Shaw desvió el balón a su propia portería. Algo casi inapreciable a primera vista, por lo que el juez de línea levantó la bandera y anuló el tanto.

Se sucedieron entonces las burlas de los aficionados del United a los del Barcelona, olvidando quizás, que ahora hay VAR. En cuestión de segundos, Rocchi, el colegiado, dio validez al gol y arruinó las esperanzas de los ‘Diablos Rojos’, que pese a su inoperancia en ataque tuvieron el empate en una jugada muy similar a la que Diogo Dalot no apuntilló. Es la diferencia de jugarte las castañas en el área con Suárez o con un lateral.

A todo esto, De Gea, desapercibido hasta entonces, salvó el segundo con una parada de balonmano un remate de Coutinho y permitió que el United saliese con vida a la segunda parte.

El United enseñó sus costuras y el Barcelona no quiso o no pudo rasgarlas al tiempo que Gerard Piqué despejaba todas las intentonas inglesas. La vuelta, el próximo martes 16 de abril. Solskjaer buscará otro imposible, pero hay milagros que solo ocurren una vez en la vida.

EFE