sábado, 27 de mayo de 2017

Barcelona es el 'Rey' de España

El argentino Lionel Messi y el brasileño Neymar, con un gol cada uno y una asistencia cada uno, lideraron la vigésimo novena Copa del Rey de la historia del Barcelona, resuelta al borde del descanso, impulsada por dos jugadores imparables, también este sábado para un Alavés que nunca desistió de la hazaña.

Pérdida la Liga y eliminado en cuartos de la Liga de Campeones esta temporada, la tercera Copa seguida del equipo azulgrana cierra la era Luis Enrique con un título más, un consuelo para un conjunto sin ningún trofeo en las dos grandes competiciones de este curso, lejos de los objetivos que se exige siempre en cada nuevo proyecto.

En un estadio que no se llenó, la despedida en partido oficial de medio siglo y catorce finales del torneo del Vicente Calderón, el Barça cumplió con los pronósticos frente al Alavés, que dio la cara, que terminó el año de su regreso a Primera con la cabeza alta, con el dolor de la derrota, pero con el entusiasmo de competir y llegar hasta la segunda final de su historia, hasta ser subcampeón de Copa.

Hubo partido hasta los últimos instantes del primer tiempo. Hasta ahí resistió el Alavés, hasta ahí no lo vio tan claro el Barcelona, pero después sí, con el 3-1 con el que llegó al descanso, lanzado por sus dos hombres más desbordantes, por su eficacia imponente y por un talento que casi siempre sale ganador: Lionel Messi y Neymar.

Entre los dos surgió el 1-0 a la media hora. No había tenido casi ocasiones hasta entonces el Barcelona, sólo un cabezazo desviado de Jordi Alba y un toque fortuito de Paco Alcácer que repelió Pacheco; le había contenido con rigor táctico, solidaridad e ímpetu en cada balón el Alavés, incluso con un disparo de Ibai Gómez al poste y varios trepidantes contragolpes, hasta que irrumpió de verdad Messi.

Mientras este Barça, como colectivo, anda lejos del que dominaba sí o sí cada aspecto del juego, su estrella sigue a lo suyo. En cuanto agarró la pelota, en cuanto conectó, en cuanto se descolgó entre líneas, tembló su oponente, por detrás en el marcador con una parábola de zurda del argentino inalcanzable para cualquiera.

No hubo respuesta posible entonces, ni para todos los defensas ni para Pacheco, pero sí dos minutos después en el otro área, porque el Alavés dispone de futbolistas que apuntan altísimo, como Theo Hernández. Pronto en el Real Madrid, antes de ese salto marcó el 1-1 con un zurdazo de falta directa. Tuvo mérito su tiro; tanto, quizá, como demérito Cillesen, porque iba a su palo y venía desde lejos.

Un contratiempo para el Barça, como lo había sido la lesión de Mascherano, con un golpe en la cabeza con sólo siete minutos jugados y reemplazado en el lateral derecho por André Gomes, pero del que salió, previo susto en un testarazo de Deyverson, ya definitivamente rumbo a la victoria con el 2-1, iniciado y culminado por Neymar.

Protestó el Alavés la posición del brasileño en el remate final, al borde del cierre del primer tiempo, en el que aún hubo tiempo para otra genialidad de Messi, una más de las miles que ha ofrecido en su carrera. Su jugada y, sobre todo, su pase al desmarque de Paco Alcácer, que batió a Pacheco, zanjaron la final, ya sin matices.

Porque la gesta ya fue imposible para el equipo vitoriano, que dio un paso al frente, que siempre compitió, que nunca renunció a lo imprevisible y que incluso amagó unas cuantas veces con el 3-2 a ratos en la segunda parte, en la que reapareció el barcelonista Aleix Vidal siete meses después de su lesión en los últimos minutos.

Salió en el 83, cuando ya era prácticamente campeón el Barcelona, un equipo hoy por hoy irregular, pero lleno de talento. Y con Messi, el futbolista más decisivo del mundo; este sábado una vez más, para liderar el enésimo título del club azulgrana en los últimos tiempos y aliviar, a la vez, una temporada por debajo de las expectativas.

Ficha técnica:

Barcelona (3): Cillessen; Mascherano (André Gomes, m. 9), Piqué, Umtiti, Jordi Alba; Sergio Busquets, Rakitic (Aleix Vidal, m. 82), Iniesta; Messi, Paco Alcácer y Neymar.

Alavés (1): Pacheco; Kiko Femenía, Vigaray, Rodrigo Ely, Feddal, Theo Hernández (Romero, m. 79); Edgar Méndez (Camarasa, m. 59), Marcos Llorente, Manu García, Ibai (Sobrino, m. 59); y Deyverson.

Goles: 1-0, m. 30: Messi, con el interior del pie izquierdo desde el borde del área después de una pared con Neymar. 1-1, m. 33: Theo Hernández, de falta directa. 2-1, m. 45: Neymar culmina en el segundo palo un pase de André Gomes. 3-1, m. 48+: Paco Alcácer tras un pase entre la defensa de Messi.

Árbitro: Clos Gómez (C. Aragonés). Amonestó a Umtiti (m. 41), Iniesta (m. 76) y Messi (m. 76), por el Barcelona, y a Edgar (m. 16) y Sobrino (m. 76), por el Alavés.

Incidencias: final de la Copa del Rey disputada en el estadio Vicente Calderón, ante unos 45.000 espectadores.

Real Madrid busca ser el rey “moderno”

Los años 50 convirtieron al Real Madrid en el rey del Viejo Continente. Acababa de nacer la Copa de Europa y el club entonces presidido por Santiago Bernabéu encadenó los cinco primeros títulos. Una gesta que, 60 años después, nadie ha podido igualar. Aquella manita de títulos fue seguida por la Sexta, la del Madrid ye-yé, en el 66, con Paco Gento como nexo de unión con el equipo de Alfredo di Stéfano. El Madrid refrendaba su dominio y ni el auge posterior de equipos que extendieron épocas de mandato (Bayern y Ajax sumaron tres títulos consecutivos cada uno) hicieron peligrar su reinado de entorchados en blanco y negro. Con ese matiz peyorativo, el de las Copas en blanco y negro, se referían los críticos cuando, temporada tras temporada, pasó una travesía de 32 años en los que el conjunto de Chamartín no acarició la orejona. De hecho, en 1994, el Milan llegó a acariciar el reinado madridista en Europa al colocarse con cinco copas, a una sola del Real Madrid. El equipo que había gobernado más allá de los Pirineos desde el 56 estaba más amenazado que nunca por el citado Milan, con cinco, y el Liverpool y el Ajax, con cuatro Copas de Europa cada uno.

Llegaron los años 90. Llegó el color. Llegó el nuevo formato del torneo, ahora ya bajo la denominación Champions League. Y regresó la grandeza continental del Real Madrid. Así empezó a cambiar la historia reciente, la del color y las pantallas de plasma, en 1998. Amsterdam Arena. Enfrente la grandiosa Juventus, liderada por un Zinedine Zidane que gobernaba la medular de un equipo que llegaba como gran favorito. El Madrid, aquel 20 de mayo, comenzó a escribir su historia en la moderna Champions, denominación que había adoptado el torneo en 1993.Llegó el gol de Pedja Mijatovic y, tras él, la Octava ante el Valencia en 2000 y la Novena, dos años después, ante el Bayer Leverkusen. El gol, aquella inolvidable volea rescatada del cielo de Glasgow, llevó la firma del mismo Zizou que sufrió el renacer del mito blanco en Copa de Europa cuatro años antes. Y que, ya de corbata, ganó la Undécima y peleará por la Duodécima dentro de apenas ocho días. Las tres primeras Champions en cuatro añ s y una carrera con otros grandes transatlánticos por ser también el rey de Europa en la era moderna. Una carrera en la que está inmerso el Barcelona, que primero con Johan Cruyff en el banquillo y más tarde con Leo Messi en el césped ha llegado a cinco títulos. Una carrera en la que, pese a su mal momento actual, ha estado siempre el Milan. Lo hizo en la época de Arrigo Sacchi con los holandeses, Baresi, Maldini y compañía, claves para convertirse en el último equipo en ganar dos Copas de Europa seguidas (89 y 90). Los italianos, al igual que los azulgranas, suman cinco entorchados.

viernes, 26 de mayo de 2017

Cristiano Ronaldo en la mira



Los técnicos del ministerio de Hacienda apoyaron la denuncia de la Agencia Tributaria (AEAT) a la Fiscalía por presuntos delitos del portugués Cristiano Ronaldo contra la Hacienda Pública por el impuesto sobre la renta de no residentes (IRNR) de 2011 y delitos fiscales agravados de 2012 y 2013. El jugador se expone a una pena de cinco años.

También “lamentan la demora de la AEAT en remitir esta denuncia sobre un asunto tan complejo a la Fiscalía, que deberá formular su querella antes del 30 de junio para evitar que prescriba penalmente el presunto delito cometido en el IRNR de 2011”.

El jugador del Real Madrid pudo defraudar 8 millones de euros de sus derechos de imagen entre 2011 y 2014, aunque ese último año pagó a Hacienda cerca de 6 millones. Los técnicos indicaron que el luso pudo incurrir en un delito fiscal en 2011 y en otros dos delitos fiscales agravados en 2012 y 2013, ya que las cuotas presuntamente defraudadas superan los 600 mil euros.

jueves, 25 de mayo de 2017

Emotiva visita de Ronaldinho a Messi

Este miércoles, la plantilla de Barcelona recibió una emotiva visita, Ronaldinho asistió al entrenamiento del cuadro culé que se prepara para la final de la Copa del Rey frente al Alavés.



Lionel Messi abandonó la práctica para fundirse en un abrazo con el ex crack brasileño, quien fue su asistidor en el primer gol que convirtió con la camiseta blaugrana.



"Siempre es bueno encontrarse con grandes amigos y grandes jugadores, es un placer muy grande", expresó el futbolista brasileño al sitio oficial del club catalán, donde estuvo desde 2003 hasta 2008.



Ronaldinho, de 37 años, también saludó a su compatriota Neymar y luego compartió una conversación el argentino con Javier Mascherano y Gerard Piqué.

Luis Suárez se lesiona y se despide

El delantero uruguayo Luis Suárez se ha lesionado muscularmente durante el entrenamiento de este jueves y estará quince días de baja, según ha informado el FC Barcelona mediante un comunicado.

Suárez, que ha sufrido una elongación en el semimembranoso de la pierna derecha, ya era baja por sanción para la final de Copa del Rey, que el próximo sábado jugará el Barza ante el Alavés.

De esta manera el goleador uruguayo prácticamente se despide de la temporada, ya que no podrá participar en el último entrenamiento preparatorio del equipo con vistas a la final del Calderón.

Denuncian que Cristiano Ronaldo defraudó 15 millones de euros en cuatro años

Cristiano Ronaldo debió pagar en torno a 15 millones de euros más entre 2011 y 2014. Al contrario de la información conocida ayer, que cifraba el fraude en ocho millones y ponían en duda la consideración de delito, Hacienda no duda de que haya indicios de perpetración de delito, si no, no habría enviado el expediente a la Fiscalía de Delitos Económicos de Madrid. Además, eleva la cantidad defraudada a 15 millones, que se suman a las 5,6 que el jugador ya pagó en 2014. La Fiscalía deberá ahora examinarlo.

El hecho de que el caso se envíe a la Fiscalía supone que, al margen de las discrepancias que haya podido haber entre los inspectores, la Agencia Tributaria considera que podría haber delito en la actuación del portugués en los cuatro años investigados. La Agencia Tributaria cree que la regularización que hizo el futbolista en 2014 no fue correcta y que a los 5,6 millones de euros que pagó debería haber sumado otros 15 millones.

Los 15 millones de euros correspondenderían al dinero defraudado en los cuatro años investigados. A ellos habría que añadir la sanción correspondiente. Como informó El Mundo en diciembre del año pasado, Cristiano Ronaldo regularizó su situación a finales de 2014.

Tal y como informó El Mundo, el pasado mes de diciembre, en su investigación sobre Football Leaks, Cristiano Ronaldo se aprovechó de la Ley Beckham, que permitía a los deportistas extranjeros tributar al 24,75% (y no al 48% aplicado a las rentas altas de los españoles) y pagar impuestos sólo por las rentas obtenidas en España. En el caso de Cristiano, desvió 150 millones de euros de sus ingresos publicitarios, correspondientes al periodo 2009-2020, al paraíso fiscal caribeño de las Islas Vírgenes Británicas. Un año antes, el 3 de diciembre de 2015, Hacienda le había abierto una investigación por sus declaraciones de la renta de 2011 a 2013.

El delantero del Real Madrid, según los documentos a los que tuvo acceso la red europea EIC (Colaboraciones de Investigación en Europa, según sus siglas en inglés), de la que forma parte El Mundo, decidió tributar aquí sólo el 20% de todos sus derechos de imagen hasta 2014 (75 millones de euros, desde 2009). Además, vendió sus derechos de imagen hasta 2020 (por otros 75 millones, desde 2015) justo unos días antes de que la Ley Beckham se extinguiese, consiguiendo así tributar esa cantidad también como no residente, al 24,75%.

Con todos estos datos sobre la mesa, en el seno de la Agencia Tributaria se ha desarrollado un gran debate, hasta que se ha tomado la decisión de trasladar el expediente a la Fiscalía. De este modo, será el Ministerio Público, junto con el juez de instrucción quienes decidan si se trata de un delito fiscal.

A partir de ese punto, es probable que Cristiano Ronaldo tuviera que personarse ante el Tribunal y, en función de su declaración, el caso podría continuar por la vía penal, con lo que el portugués se expondría al pago de los 15 millones de euros y, a una pena de prisión que podría rondar los cuatro meses por cada ejercicio. La otra vía sería el sobreseimiento del caso y devolverlo a la vía administrativa con lo que el jugador portugués pagaría los 15 millones más la sanción correspondiente.

La final ante la Juve en Cardiff El Real Madrid jugará de morado

El Real Madrid disputará por segunda ocasión una final de la Copa de Europa con una camiseta que no sea la blanca habitual, en la que será su decimoquinta final del torneo más prestigioso del mundo a nivel de clubes, que jugará de morado ante una Juventus con sus colores habituales en Cardiff.

Al actuar de visitante el Madrid ha motivado que la Juventus pueda jugar con su clásica camiseta de rayas negras y blancas, mientras que los jugadores de Zinedine Zidane lo harán de morado, según confirmaron fuentes de Adidas.

La camiseta del Real Madrid, con la escarapela de campeón del mundo en el pecho, tendrá también un escrito que señalará la final Cardiff 2017, el estadio, la fecha y los equipos que la disputan.

En una sola final de la Copa de Europa, el equipo madridista no vistió de blanco. Dejó buen recuerdo con la conquista de la octava en la final de París ante el Valencia, en 2000.