domingo, 18 de diciembre de 2011

Barcelona y Messi agrandan su leyenda con un segundo título mundial

El Barcelona cerró a lo grande un año 2011 inolvidable, consiguiendo su segundo título mundial, este domingo en Yokohama, con una goleada al Santos brasileño (4-0), en un partido donde volvió a ser clave su estrella argentina Lionel Messi, autor de dos tantos.


El partido quedó pronto encarrilado para el Barcelona, que al final de la primera parte ya ganaba por 3-0, gracias a los goles de Messi (17), Xavi Hernández (24) y Cesc Fabregas (45), mientras que en la segunda el astro albiceleste sumó el cuarto y definitivo en el 82.


El Barcelona reconquista un título que ya había ganado en 2009, en aquel caso superando al Estudiantes argentino (2-1) en Abu Dabi, y terminará el año con un 'poker' de títulos (Liga española, Liga de Campeones europea, Supercopas nacional y continental, Mundial), sólo dejando escapar la Copa del Rey.


Este partido tenía además un valor especial como pulso entre Europa y Sudamérica, que iban igualados a 25 títulos teniendo en cuenta los resultados de la Copa Intercontinental y del Mundial de Clubes, con lo que el 'Viejo Continente' se puso ahora por delante (26-25).


Los representantes europeos han ganado las cinco últimas ediciones del Mundial (Milan en 2007, Manchester United en 2008, Barcelona en 2009, Inter de Milán en 2010, Barcelona de nuevo en 2011) y Sudamérica y Brasil siguen anclados en tres títulos, los de Corinthians en 2000, Sao Paulo en 2005 e Inter en 2006.


"Messi es un jugador distinto y especial, es importante que trabajemos para que se sienta cómodo y así pueda hacer partidos como el de hoy", destacó el entrenador Josep Guardiola.


Messi fue elegido el mejor jugador del torneo, superando en la votación a su compañero Xavi y al brasileño del Santos Neymar.
"Ha sido un partidazo desde el primer momento y el equipo ha sido muy superior. Fue lindo poder volver a convertir, pero lo más lindo es volver a ganar un título", afirmó el argentino.


Por su parte, el Santos quedó sin poder emular al mítico equipo que a principios de los sesenta, con Pelé en el plantel, hizo al 'Peixe' la referencia mundial, con las Intercontinentales de 1962 y 1963.


A pesar de la baja de David Villa, que se fracturó una tibia el jueves, y la telaraña defensiva planteada por el técnico santista, Muricy Ramalho, con tres centrales, el ataque del Barça funcionó a la perfección.


El primer gol del Barça no tardó en llegar: Xavi Hernández bajó de tacón, en un detalle de clase, y habilitó a Messi, que solo ante el portero picó el balón para sumar el primero (17).


Sin tiempo aún para haberlo digerido, el Santos recibió el segundo en el 24 y de nuevo Xavi fue protagonista, esta vez como autor, con un disparo raso casi sobre la línea del área grande, tras una buena asistencia de su compañero brasileño Dani Alves.


El festín del campeón español continuó y Messi pudo marcar en el 26, pero el defensa Edu Dracena le sacó el balón de los pies y Cesc Fabregas, que en el 29 había enviado al palo, consiguió el 3-0 en el 45, tras recibir un rechace en el área, en una jugada donde Rafael había realizado dos grandes paradas.


En la segunda mitad, con todo aparentemente decidido, el Barça disfrutó de su juego de toque, anestesiando el partido, pero sin dejar de disfrutar de grandes ocasiones de Sergio Busquets (47), Dani Alves (52) y Messi (53).


El Santos tuvo dos claras en ese primer cuarto de la segunda mitad, en sendos manos a mano de Borges (52) y Neymar (57), que Víctor Valdés salvó brillantemente.


El partido entró en una fase de juego trabado, con los brasileños renunciando por momentos a la hazaña y el Barça sintiéndose cómodo sin forzar la máquina.


Ante un Santos hundido anímicante, Dani Alves rozó el gol en el 77, con un disparo al palo, pero fue Messi (82), la gran estrella azulgrana, quien coronó la noche con el cuarto, solo ante Rafael tras un nuevo desmarque.


"El Barcelona es el club número uno del mundo, como se ha comprobado hoy. Era sumamente difícil, pero es que casi nadie en el mundo entero puede ganar ahora al Barcelona", se resignó Ramalho.


No hay comentarios:

Publicar un comentario