martes, 15 de diciembre de 2015

El 2015 es el año mágico del tridente sudamericano

Temido en toda Europa, el trío ofensivo sudamericano del Barcelona formado por el argentino Lionel Messi, el brasileño Neymar y el uruguayo Luis Suárez ha vivido en 2015 su gran año, superadas las dificultades lógicas del primer rodaje.

“Intentamos disfrutar en cada partido que jugamos, hacer bien las cosas. Sabemos que tenemos una responsabilidad, nos gusta ganar y jugar bien, pero intentamos también divertirnos, es lo más importante”, decía Messi, de 28 años, tras golear a la Roma 6-1 en la Liga de Campeones.

"La armonía que hay entre nosotros tres no es de hoy, es de hace tiempo", añadió el astro argentino, que aspira a su quinto Balón de Oro, en competencia con Neymar y su eterno rival luso del Real Madrid, Cristiano Ronaldo.

La buena conexión de los tres puntas sudamericanos del Barça se evidenció en la goleada 4-0 al Real Madrid en el último clásico liguero del 28 de noviembre, en que Neymar marcó un doblete, mientras Luis Suárez marcó otro gol en el día que Messi regresó luego de su lesión.

El trío se ha convertido en una máquina de hacer goles que ha sido clave para que el Barça se proclamara campeón de Liga (2014-2015) y de Champions, así como para ganar la Supercopa de Europa y la Copa del Rey. En lo que va de 2015, el trío "MSN", liderado por Messi, ha marcado 128 tantos, de los 164 del equipo azulgrana en todas las competiciones.

El argentino lleva 46 tantos, mientras que Neymar y Suárez han marcado 41 cada uno. El Barça de Luis Enrique se encuentra ya cerca de la marca de goles en un año natural que estableció Guardiola con 175 en 2012.

Messi sigue siendo el rey, habiendo sido decisivo en todas las competiciones este año, él marcó el gol que valió la Liga frente al Atlético de Madrid (1-0), un doblete en la victoria 3-1 ante el Athletic de Bilbao para ganar la Copa del Rey, y participó en los tres tantos de la victoria 3-1 contra la Juventus de Turín, que supusieron la quinta Liga de Campeones para los azulgranas.

Neymar pide paso

Pero, sus dos compañeros, aún reconociendo sus galones, le hacen cada vez más la competencia y, en esa final de Liga de Campeones, dos de los tres goles azulgranas fueron de Luis Suárez y de Neymar, el cual acabó siendo el máximo goleador del torneo continental junto a Messi y el portugués del Real Madrid, Cristiano Ronaldo, con 10 tantos.

El propio Neymar, llegado al Barcelona en 2013, apenas ha necesitado dos años para proponer su candidatura al Balón de Oro, territorio exclusivo de Messi y Cristiano Ronaldo desde 2008.

"Hoy en día, los números de 'Ney' lo avalan y por el momento que está pasando es el número dos del mundo, seguro", decía hace unas semanas Luis Suárez, mientras que el propio Messi auguraba hace un año que el brasileño "por la calidad, por las condiciones que tiene, no tengo duda que en algún momento lo va a lograr (el Balón de Oro)".

"Estoy en un gran año desde la temporada pasada, jugando a mi manera como jugaba antes, estoy muy feliz por todo", afirmó Neymar en una entrevista con la cadena de televisión privada BeIN Sports.

Oportunidad

El brasileño y el uruguayo supieron además aprovechar la ocasión que supuso para ellos la lesión de rodilla de Messi, que dejó al astro argentino fuera de los terrenos de septiembre a noviembre y lideran la tabla de goleadores de la Liga española en esta temporada 2015/2016 con 14 y 13 goles respectivamente.

Luis Suárez se encuentra también en su mejor momento tras cumplir su primer año en el Barça, especialmente después de finalizar la sanción que le impuso la FIFA para jugar con su selección.

"Puedo decir que soy libre", dijo el uruguayo, tras cumplir los nueve partidos de sanción impuestos en el Mundial de Brasil por morder a un rival.

"Ganar el triplete es algo que nadie podía imaginar. Ha sido un año increíble", dijo Suárez, quien todavía podría añadir un título más si los azulgranas ganan el Mundial de Clubes en Japón.

No hay comentarios:

Publicar un comentario